Si ayer mismo veíamos presentado el Meizu Zero, un terminal que eliminaba por completo los puertos y botones del cuerpo para ofrecer un diseño limpio y libre de interrupciones, hoy vemos a Vivo hacer lo propio con el Apex 2019. Con una propuesta que pone todo del lado de la innovación, la tecnológica asiática quiere con esto ser de nuevo una de las conversaciones del MWC 2019, como ya lo fue el año pasado gracias al Apex 2018 –posteriormente comercializado como NEX S– y su cámara motorizada en formato "periscopio".

El Vivo Apex 2019, sin embargo, difiere en gran medida de la primera versión, optando por ocultar todos los puertos, eliminar la mencionada cámara frontal y optar por un diseño realizado de una sola pieza. Como ya ocurriera el año pasado, eso sí, hay que tener en cuenta que esto puede ser solo una versión inicial de lo que la empresa lanzará al mercado más tarde, por lo que es posible que aún se lleven a cabo ciertos cambios en los próximos meses.

No hay ninguno igual

Las premisas bajo las que se ha introducido el Vivo Apex 2019 son, a grandes rasgos, las de incorporar lo último disponible en términos de tecnología móvil, dando como resultado una "bestia" en términos de potencia y conectividad que, por el momento, logra el objetivo de conseguir llamar la atención.

Lo más notable, como adelantábamos, es ese diseño que Vivo ha bautizado como Super Unibody, realizado en una sola pieza de cristal y metal. En él se enmarca una gran pantalla que, pese a lo que proclamaba el fabricante, no se puede catalogar de "todo pantalla" por ese marco inferior que es sensiblemente más grande a los laterales y el superior. A pesar de ello, la ausencia de espacio dedicado a la cámara frontal permite obtener un notable aprovechamiento del espacio útil.

Bajo esta se encuentran unos componentes que dotan al Apex 2019 de un importante atractivo dentro del espectro de los smartphones tope de gama. Así pues, dispone de 12 GB de RAM, 256 GB de almacenamiento e incorpora el procesador Snapdragon 855, el más reciente y potente presentado por Qualcomm, y el módem Snapdragon X50 para ofrecer conectividad 5G, de la misma casa.

Como ocurre con el Zero de Meizu, la ausencia de puertos no es óbice para que no existan botones virtuales en los laterales para ejecutar acciones como subir y bajar volumen o un método de proyección de sonido mediante transducción. Por ahora, dado que se trata de un modelo cuya comercialización, de realizarse, se hará en un futuro todavía lejano, no se cuenta con información relativa a precios o modelos.

Dínamo

Dínamo es el nuevo podcast de Hipertextual donde hablamos, discutimos, analizamos y nos obsesionamos con Apple.