La idea de coche del futuro que nos vendió Faraday Future en el CES de 2016 parece que no va a ser tal a juzgar por la situación por la que pasa la compañía. Tanto que los analistas dan por muerta la compañía ahora que se ha anunciado un plan de despidos masivos y recorte sin precedente de la retribuciones salariales de su junta directiva. El asunto pinta especialmente mal vistas las necesidades de efectivo de la compañía contando con que no tiene un modelo en mercado que sea capaz de cubrir ese efectivo.

Faraday Future presenta el FF91, su idea del coche del futuro

Y que muchos apuntaban a que los planes de Faraday Future eran especialmente ambiciosos, vistos además los problemas del gigante de los eléctricos Tesla, y sumado en la poca confianza que tenían algunos analistas e inversores en Jia Yueting, cabeza visible de la compañía y ex-CEO de LeEco, otra de sus aventuras que no terminó especialmente bien, con el LeSee, su coche eléctrico como el mayor de sus fracasos.

Ahora, las dudas se ciernen sobre el anuncio del recorte del 20% del salario para toda la plantilla y un buen número de despidos cuya cifra final no está especificada, después de que cerca de 60 empleados chinos de la compañía no recibirán salario a tiempo, parte además del proyecto de desarrollo del coche eléctrico.

¿El motivo principal? La revisión de contratos de su principal inversor, Evergrande, que parece que ha dejado de creer en el proyecto. Con todo ello, los analistas ven pocas posibilidades de éxito para el futuro de la compañía, que aunque fuera capaz de poner un modelo completo en el mercado, no tendría margen de maniobra para la escala que necesita alcanzar en términos de rentabilidad.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.