El modo oscuro o los temas de color oscuro no han dejado de ganar protagonismo en diferentes programas y aplicaciones conforme han ido pasando los años. Estas modalidades permiten no solo disfrutar de un aspecto diferente en el sentido estético, sino conseguir también, al mismo tiempo, mejoras en la calidad de uso de estas piezas de software. Hoy, por fin, Microsoft ha dado el paso definitivo para incluirlo en su gestor de correo electrónico Outlook.

Dicho tema con tintes grisáceos y negros llega después de que la comunidad de Microsoft –es decir, los propios usuarios de Outlook– lo haya estado solicitando de manera reiterada durante los últimos tiempos. Al fin, hoy anuncian que se ha convertido en una realidad efectiva para todos los usuarios, alegando la calidad del resultado final como una de las razones de que hayan tardado tanto en implementarlo definitivamente.

Una de las razones del retraso es nuestra insistencia en que entreguemos el mejor modo oscuro de cualquier cliente de correo electrónico líder.

El modo oscuro de Outlook

El objetivo principal del modo oscuro, aseguran desde Microsoft, es disminuir la "fatiga visual" que el usuario siente al hacer un uso prolongado de aplicaciones o servicios que no cuentan con esta opción. Un enfoque natural que es reclamado por los usuarios en cada vez más entornos, dado que el tiempo que se invierte tras una pantalla ha aumentado de manera exponencial durante los últimos años. Esta es la razón, por ejemplo, de que Apple haya decidido instaurar el modo oscuro de manera nativa en Mojave, su próxima versión del sistema operativo para Mac.

Para hacer uso de la versión oscura de Outlook –que solo está disponible en la versión web del servicio– únicamente habrá que dirigirse al panel de Configuración, donde entre las primeras opciones se encontrará un botón para cambiar la apariencia. Eso sí, el único tema con el que se puede utilizar esta característica, aún en pruebas, es el azul.