Era uno de los proyectos más mediáticos, comentados e imposibles de todos los que salen de la Factoría de Facebook, pero sonaba tan utópico, hasta para las locuras de la compañía se van a quedar en un simple recuerdo. Y es que el proyecto de drones solares de Facebook, con el que se quería llevar Internet a zonas poco accesibles, ha quedado en agua de borrajas. Básicamente, la compañía ha parado uno de los proyectos más futuristas en los que estaba inmerso, para lástima de los que seguimos la tecnología de cerca.

El proyecto era especialmente ambicioso, y no son pocas las actualizaciones que la compañía no ha ido dando según iban avanzando en el mismo. ¿La última? hace escasamente un año Facebook confirmaba que el drone Aquila había sido capaz de alcanzar una altura de 914 metros y lograr aterrizar con éxito en su segundo viaje experimental. Justo un año funcionaba de forma experimental sí, pero todo un éxito.

De hecho, en julio de 2016, Aquila, que así se llama, estuvo en el aire diez minutos menos que en la segunda prueba y tuvo que hacer un aterrizaje forzoso que provocó la ruptura de un ala. Y desde entonces, las noticias han ido poco a poco frenándose. Ahora la compañía confirma que continuaría apoyando los esfuerzos realizados por los socios y ayudará a impulsar algunos componentes tecnológicos, como las baterías de alta densidad, pero que el proyecto de los drones queda en suspenso.

Los drones con energía solar tenían la intención de volar continuamente durante meses en círculos de 5 km a una altitud de entre 17 y 25 km mientras transmitían Internet vía un servicio satelital a un radio de 30 millas en el suelo. La intención de Facebook con la iniciativa. Un proyecto tan futurista como ambicioso.

Dínamo

Dínamo es el nuevo podcast de Hipertextual donde hablamos, discutimos, analizamos y nos obsesionamos con Apple.