Facebook sigue buscando forma de monetizar su plataforma (y plataformas) y dado que Messenger es una de las herramientas más populares de la red social, la compañía quiere aumentar su potencial económico colocando anuncios dentro del servicio de mensajería. Según Recode, la compañía está experimentando con anuncios de vídeo dentro de las conversaciones de Messenger, de forma que se reproduzcan de forma automática junto a junto a los mensajes de amigos y familiares.

Es un movimiento polémico en tanto que los servicios de comunicación de la compañía habían estado exentos de publicidad, y que en la misma medida, se trata de una práctica un tanto invasiva que, incluso en aquellos servicios que la tienen desde el principio como Gmail, genera alguna situaciones violentas cuando la publicidad es contextual a al conversación que se está teniendo dentro de la plataforma, y suscita dudas, de nuevo, sobre la privacidad de este tipo de servicios.

Y es que según el medio estadounidense, Facebook comenzó a vender anuncios dentro de Messenger hace ya 18 meses, pero hasta el momento eran anuncios estáticos, no videos. No obstante, parece que Facebook es consciente de las suspicacias que pueden despertar entre los usuarios esta invasión de vídeo dentro de sus conversaciones privadas.

El propio director de publicidad de Messenger, Stefanos Loukakos, apuntó que la compañía es consciente de ello, y que controlará el comportamiento de los usuarios para determinar si estos anuncios hacen que los usuarios dejen de usar la herramienta.

La duda que sobrevuela ahora a muchos usuarios es si esta forma de monetización llegará también a otros servicios de mensajería de la compañía. No es la primera vez que Facebook ha puesto sobre la mesa su intención de monetizar WhatsApp, y en este sentido parece que la publicidad, muchas veces negada por la compañía, puede ser un punto de partida para los chats de Facebook y sacar provecho de este sistema de monetización.