Taxify entra en la liga de los unicornios. La empresa de ride-hailing, fundada en Estonia en 2013, ha conseguido obtener un valor de más de 1.000 millones de dólares después de una recaudación de fondos que ha sido liderada por Daimler AG, la empresa automovilística detrás de marcas como Mercedes-Benz.

Los fondos obtenidos también gracias a otras empresas como Didi Chuxing estarán enfocados especialmente a mejorar la tecnología y las operaciones del servicio de Taxify en Europa y África. Sin embargo, el objetivo también está enfocado en mantener la posición de la compañía después de llegar a 25 países, 10 millones de usuarios y un aumento del número de viajes.

https://hipertextual.com/2018/02/taxify-aliado-didi-chuxing-aumenta-su-apuesta-mexico

"A medida que continuamos expandiendo, necesitaremos recaudar más capital, pero no hemos decidido si eso sería a través de una OPI [oferta pública inicial] o un aumento de fondos privados", destacó el CEO y cofundador Markus Villig, quien añadió en un comunicado la importancia de contar con inversores como Daimler y Didi.

Para Daimler, la inversión se suma a otras apuestas por plataformas de movilidad y tecnología como Car2Go y servicios de carpooling como Turo y Via. Además, su asociación con BMW incluye soluciones de carga para vehículos eléctricos, así como de estacionamiento.

En el caso de Didi Chuxing, la colaboración entre las dos empresas no es algo nuevo pero pone de relieve el valor de su alianza estratégica. El servicio de transporte chino decidió centrar sus apuestas en Taxify, quien se ha convertido en un competidor de Uber en Europa. Sin embargo, el interés por ambas plataformas en Latinoamérica, concretamente México, fue el punto de partida de una unión que aumentó la presencia de Taxify en el país mientras que Didi empezaba su período de prueba en la ciudad de Toluca.

Europa y África parecen ser los puntos fuertes de la inversión pero la valoración de Taxify puede tener una relación con los próximos pasos de la empresa en México y con una posible jugada para conseguir más clientes.

No obstante, la recaudación llega en un momento clave para Taxify dentro de su competencia con Uber. Los dos servicios de ride-hailing podrían iniciar una guerra por conquistar el mercado mexicano aunque lo cierto es que el conflicto ya ha empezado en Londres.

Tanto Uber como Taxify tuvieron que enfrentarse a la decisión de Transports of London de retirar todas las aplicaciones de transporte del mercado por falta de un marco regulatorio y medidas de seguridad. Las dos compañías han apelado la decisión y están a la espera de ver cómo se soluciona el problema.

https://hipertextual.com/2017/09/historia-amor-odio-uber-londres

Taxify está negociando con los reguladores en Reino Unido y espera poder reiniciar las operaciones. Uber, por su parte, está llevando a cabo la misma estrategia y el empoderamiento económico de la estonia podría ser una piedra más en el zapato para la estadounidense.

Contar con apoyos para hacer frente a los reguladores está siendo el camino para aumentar las operaciones de otras empresas como MyTaxi o Lyft. "La unión hace la fuerza" es uno de los lemas de estas plataformas para poder seguir con un modelo de negocio que les permita crecer y posicionarse como soluciones de transporte en diferentes ciudades del mundo. Taxify tiene la suerte de contar con un gran aliado, Didi Chuxing, la china que consiguió llegar a un acuerdo con Uber en el gigante asiático y que ha entrado con fuerza en el mercado mexicano. De esta manera, la empresa que acaba de convertirse en unicornio podría llevar la delantera y reavivar su conflicto con Uber que tendrá como primer capítulo la operación de estas empresas en Londres.

👇 Más en Hipertextual