Uber está en una encrucijada. Lo cierto es lo está desde hace tiempo, al menos en cuestiones de imagen y relaciones públicas, pero el juicio que tiene la compañía en marcha contra Waymo, está poniendo de relieve más problemas si cable. Y es que tras el parón de su CEO, para el que ahora piden una separación completa de la compañía, y en un momento en el que la compañía está dirigida por el consejo, sin una cabeza visible y sin un plan de actuación claro, las filtraciones del juicio no están haciendo más que añadir leña al fuego.

Y es que el ingeniero que trae de cabeza a ambas compañías, Anthony Levandowski, a quién se acusa de llevarse información de Waymo (la compañías de coches autónomos de Google) tras su marcha a Otto y lógicamente, posteriormente a Uber, tenía ciertos planes para el futuro del mundo, o al menos eso demuestran un buen número de mensajes intercambiados entre el ingeniero de la discordia y el que hasta hace poco era fundador y CEO de Uber, Travis Kalanick, que han salido a la luz tras aportase a la causa judicial.

El archivo aportado a la causa, entre otras particularidades, incluye más de 400 mensajes entre el CEO de Uber y el ex ingeniero de Waymo, entre los que se encuentran terceras personas de la industria mencionadas, incluyendo al CEO de Tesla, Elon Musk, al que en varias ocasiones se refieren como su objetivo a batir. El intercambio de mensajes, a menos los aportados a la corte, comienzan el 13 de febrero de 2016, unas semanas después de que Levandowski dejara Waymo, por lo que se consideran imprescindibles para la causa, y más después de que Uber tantear un acuerdo ante el asunto:

Es la idea de Uber, pero para Alphabet un acuerdo por el caso Waymo es impensable

Dentro de los mensajes, hay alusiones a la posición de Waymo en el mercado respecto a Uber, y sobre, todo, constante alusiones a los accidentes de los Teslas y a la posición de Elon respecto a la seguridad de los coches autónomos, buscando además ensuciar la imagen de Elon Musk y de Tesla en la redes con cada accidente de los coches autónomos de la compañía, incluso usando términos muy próximos a los de Trump con su *#fakenews*:

9/14/2016 Levandowski: Accidente de Tesla en enero, lo que implica que Elon está mintiendo sobre los millones de kilómetros sin incidentes. Debemos tener LDP en Tesla solo para atrapar todos los accidentes que están sucediendo.

22/9/2016 Levandowski: ¡Yo! Estoy de vuelta al 80%, super bombeado ... tenemos que empezar a meter a Elon en su mierda. No estoy en las redes sociales, pero vamos a empezar "faketesla" y empezar a dar lecciones de física sobre la mierda estúpida de Elon.

Los textos al completo de los mensajes entre Kalanick y Levandoswskie están disponibles en Scribd, y en poco tiempo se han convertido en una de las partes más importantes de la parte de demandante (Waymo) para probar que el su ex-ingeniero actuó de mala fe, y que Uber se benefició en el proceso. El asunto es ahora más interesante, si cabe.