Pese al cambio de patrocinador, saltando de AMD a su eterno rival, Intel, la nueva edición del evento PC Gaming Show ha seguido a rajatabla la estructura, con lo bueno y lo malo que ello conlleva, de años pretéritos. Con el popular streamer Day9 como presentador, una pequeña introducción a modo de resumen de lo que esperar ha sido el único preámbulo antes de los primeros anuncios.

XCOM 2, el genial título de estrategia de Firaxis y 2K Games, recibirá una gigantesca expansión titulada War of the Chosen el próximo 28 de agosto. Y, siguiendo el particular formato de talk show que ya vimos, al tráiler le ha seguido una charla con el director creativo de Firaxis, encargado de destacar que esta expansión será la más grande hecha jamás por el estudio, duplicando en contenido la que vimos en el anterior XCOM.

Como cualquier presentación que se precie, no podían faltar los escuetos fragmentos de juegos por llegar y, entre ellos, esa mezcla de Pokémon y Stardew Valley que es Ooblets sigue robando corazones (llegará a PC y Xbox One en 2018). También hemos visto brevemente Battletech, la adaptación del mítico juego de mesa, del que sus responsables han comentado algunas de las novedades y mecánicas. A eso le ha seguido un vídeo centrado en el gameplay de Mount & Blade 2: Bannerlord.

La siguiente charla con desarrolladores ha girado alrededor de Total War: Warhammer II, la continuación de la mezcla de la longeva saga de estrategia y la mítica marca de rol de mesa que llegará el 28 de septiembre. De nuevo, se ha dado paso a un breve vídeo con el que promocionar la expansión Wonderland Dreams para Shadowverse, un juego de cartas del estilo de Hearthstone.

Aunque ha sabido a poco, hemos visto un nuevo tráiler del anteriormente conocido como Secret Legend, ahora bautizado como Tunic. Justo después hemos podido conocer algo más del futuro del exitazo PlayerUnknown’s Battlegrounds: desde estabilizar los servidores y optimizar el rendimiento hasta añadir repeticiones o la posibilidad de saltar vallas y muros o salir por ventanas, algo que facilitará mucho nuestros largos paseos por el mapeado del juego. Un mapa que, dentro de no demasiado tiempo, dejará de ser el único disponible gracias a la adición de uno ambientado en Perú y otro en el Adriático.

Más juegos: el creador de The Last Night, el espectacular indie que vimos en la presentación de Microsoft, ha hablado de su proyecto y, desde los creadores de los simuladores ARMA, llegaba el tráiler de YLands, un juego centrado en la exploración, el crafting y la supervivencia. Otro de los platos fuertes del evento ha sido GriftLands, el nuevo juego de Klei, creadores de Don’t Starve. Y, sorprendentemente, los creadores de The Order: 1886 han tenido su hueco en la conferencia con Lone Echo, un título centrado en la exploración espacial pensado para realidad virtual que, además, incorporará un modo competitivo que puede recordar a las simulaciones vistas en El Juego de Ender.

Y, aunque podía parecer lo contrario, no se podía acabar una presentación del E3 sin hablar de un hero shooter como es el Lawbreakers de BossKey, el estudio dirigido por Cliff Bleszinski, y que llegará el 8 de agosto a PC y PS4. Los creadores de Starbound han mostrado, justo después, un tráiler de su WarGroove, un sucesor espiritual de los queridos Advance Wars. Y, con el objetivo de ser el juego del que más veamos este E3, Middle Earth: Shadows of War ha hecho acto de presencia con otro extenso vídeo.

La larga conferencia, rozando las dos horas, ha acabado con una agradable e inesperada sorpresa: Age of Empires Definitive Edition, una reedición del clásico de estrategia con nuevas características como resolución 4K, nuevos niveles de zoom, multijugador en línea, una banda sonora remasterizada y mecánicas jugables actualizadas.

En desarrollo…

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.