Desde hace poco más de un año Facebook tiene abierta una disputa con la Unión Europea en torno a la compartición de datos entre Facebook y WhatsApp, algo que no gustó ni un pelo al regulador por la falta de información relativa a la privacidad de los datos y a la transparencia en torno a cómo se iban a compartir esos datos, cuestiones de consentimiento de las partes y la garantía de la preservación de los datos.

El tema, una vez público, forzó a Facebook a dar marcha atrás en Europa en torno a este asunto, y trajo a la palestra nuevas preocupaciones sobre garantías de privacidad de los ciudadanos europeos tras el fin del Safe Harbor: el acuerdo entre EE.UU. y Europa que permitiría la transferencia de datos de los Europeos para su tratamiento y salvaguarda en Estados Unidos; algo que a su vez trajo bastante cola en relación a la privacidad de los datos, un tema candente en el centro del debate de la Agenda Digital Europea y su relación con las empresas norteamericanas.

En medio de esta vorágine, las autoridades de la UE solicitaron a Facebook que dejasen de compartirse los datos de los usuarios de WhatsApp, en tanto se aclaren algunas cuestiones relativas a la salvaguarda de los datos y la extensión del propio consentimiento de los usuarios y el cumplimiento de la regulación actual de los 28 Estados miembros.

Ahora parece que ambas partes, Facebook y la UE, están próximas a llegar a un acuerdo que podría marcar un antes y un después en el tratamiento de los datos. En declaraciones de Helen Dixon, comisionada de la UE para protección de datos, el regulador asegura que están cerca de llegar a un acuerdo, esperado para verano, que ponga punto y final al asunto de la trasferencia y compartición de los datos de los usuarios:

"Creo que estamos de acuerdo con las partes -WhatsApp y Facebook— en que la calidad de la información proporcionada a los usuarios podría haber sido más clara, podría haber sido más transparente y podría haber sido expresadas en términos más simples. Estamos trabajando hacia una solución al respecto". - Helen Dixon, comisionada de la UE para protección de datos.

Ahora habrá que esperar a la resolución final del acuerdo, pero tal como apunta la situación, parece que podríamos estar ante un primer movimiento en torno a la mejora de la privacidad y la protección de los datos que los ciudadanos de la UE entregan a empresas no europeas.

👇 Más en Hipertextual