ReSet, el youtuber que se hizo tristemente famoso por sus vídeos en los que electrocutó un gato o humilló a un sintecho, sigue avanzando en el proceso judicial abierto contra él precisamente a partir del vídeo en el que gastó una pesada broma a un sintecho y luego se jactaba de ello con comentarios tan clasistas como hirientes, como "al menos así se lavará los dientes, que seguro que hace mucho que no se los lava".

Ahora la Fiscalía de Delitos de Odio y Discriminación ha pedido prisión provisional eludible con una fianza de 6.000 euros para ReSet, ya que se le imputa un delito contra la integridad moral. De no prosperar esta solicitud, se pide que al menos se le retire el pasaporte y se le prohiba acercarse al sintecho humillado durante el tiempo de instrucción.

ReSet se ha negado a declarar ante el juzgado de instrucción número 33 de Barcelona, así como su abogado. Por su parte, el sintecho no ha podido ser localizado, así que tampoco ha podido prestar declaración.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.