Las startups nacidas del Creative Lab (C-Lab) de Samsung siguen siendo tan prolíficas como en años anteriores, tal y como ha anunciado la compañía como avance de cara al CES, que tendrá lugar del 5 al 8 de enero en Las Vegas. Como antes de cada evento de esta magnitud, Samsung muestra pequeños proyectos innovadores ideados por empleados que quieren hacerse notar fuera de los productos de la empresa.

En esta ocasión, son tres los productos que veremos. El primero de ellos es S-Skin, una solución de cuidado facial encaminada a ahorrar tiempo y dinero compuesta por parche con microagujas y por un dispositivo que analiza y cuida la piel. Su funcionamiento no puede ser más sencillo: la microaguja perfora la piel para suministrar sustancias y mejorar la absorción, una vez el dispositivo ha medido la hidratación o la melanina. Dependiendo del tipo y color de piel, el parche, que puede ser controlado via NFC en la app, adaptará su color haciéndose prácticamente invisible. Con el cuidado de S-Skin prometen reducir las arrugas y mejorar la firmeza de la piel.

Lumini también es otro dispositivo portátil dedicado a la piel, pero en este caso para prevenir problemas de piel. Con sólo tomar una foto, analiza la piel mediante un algoritmo y envía información para un análisis en la aplicación de smartphone. Es capaz de detectar espinillas, pecas, enrojecimiento, sebo y arrugas, y tras ello, aconsejar qué productos pueden ser mejores para mejorar el estado de la piel.

Por último,Tag+, un botón sobre el que se pueden ejecutar distintas acciones, como agitar, que conectado a distintos juguetes y a una aplicación mediante Bluetooth LE, permite interactuar de nuevas maneras con los juguetes, según el dispositivo sea presionado, agarrado con fuerza o chocado. La aplicación aporta instrucciones para, por ejemplo, construir nuevos vehículos, pero también para entrar en contacto con niños de todo el mundo. Sus posibilidades parecen, de momento, limitadas, pero con futuro si alguna marca como LEGO se sumara a una iniciativa así.

Como se ve, los productos que llegan de la mano de las startups del Creative Lab de Samsung son muy variados, aunque esta vez hayan coincidido en la preocupación por el cuidado facial. Otras grandes ejemplos son Entrim 4D o el mando universal para el Internet de las Cosas.