No existe una estadística que podamos mostrar sobre Venezuela que sea positiva. Tanto en el ámbito económico como en el social, se encuentran en terapia intensiva. La escasez de todo tipo de productos se convirtió en lo normal y los criminales de todo tipo son los que controlan las cosas.

Resolver el problema de la inseguridad es complejo, nadie afirma saber cómo restablecer la paz en Venezuela. Pero en lo que respecta a la economía, el Gobierno no ha querido implementar políticas novedosas que saquen al país del abismo inflacionario.

En este ámbito las soluciones son mucho más aparentes. Sin embargo, no parece existir ningún interés por parte del Gobierno en recuperar la economía.

«¿De qué crisis estás hablando, brou?

Ya habíamos hablado del deplorable estado de la economía venezolana, pero con los nuevos anuncios del Gobierno, la gravedad de la crisis ha superado todos los antiguos límites.

Desde el quince de diciembre se implementarán nuevos billetes. Los que están en uso están tan devaluados que se convertirán en monedas.

Los voceros del Gobierno afirman que inundar el mercado con nuevos billetes no causará inflación, lo que sería *cool,* pero la economía simplemente no funciona así.

La realidad es que, con estos nuevos billetes, la inflación registrada en Venezuela desde el 2008 hasta al actualidad llegará al diecisiete mil once por ciento.

En la imagen: la nueva bandera de Venezuela.

Ahora, tomando en cuenta el precio del dólar que se ha disparado en estas últimas semanas, el billete de más alta denominación de veinte mil bolívares equivale a cuatro coma sesenta y ocho dólares.

Claro que existen otros tipos de cambio alternos. Puedes intentar comprar dólares a tasa SIMADI, mucho más barata, de la misma manera que puedes intentar ir a Mordor a pie. Y se supone que el dólar «oficial» está a diez bolívares, pero ese precio solo está disponible para funcionarios del Gobierno.

Todo esto puede parecer muy confuso y ese es su objetivo. En resumen, el Gobierno puede comprar dólares a tasa preferencial, mientras todos los demás debemos conformarnos con el altísimo precio real.

Deben estar preguntándose cuál ha sido la respuesta que ha dado el poder a este grave debacle económico, pues la pueden observar en el video a continuación. Con ustedes, la economía socialista en acción.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.