Por primera vez en la historia de la exploración espacial, el Gobierno de los Estados Unidos y la Administración Federal de Aviación han autorizado a una compañía privada realizar misiones espaciales a la Luna. Eso sí, por muy bien que pueda sonar el hecho de que una compañía totalmente privada pueda viajar a nuestro satélite, el hecho es que la idea es empezar a llevar a la Luna material y cenizas humanas.

Sí, has leído bien. La intención de Moon Express, que así se llama la empresa que ha recibido autorización, es realizar misiones al satélite para depositar -previo pago- cenizas humanas a modo de conmemoración de los familiares, además de llevar material científico a la Luna.

Elon Musk quiere que el hombre pise Marte en 2018 Además, es la primera vez que se autoriza a la empresa privada ir más allá de la orbita terrestre, hasta ahora copada por las misiones de empresas privadas como SpaceX. De momento, Moon Express tiene la intención de realizar la primera misión con una pequeña sonda de transporte de material en 2017.

¿Lo próximo? Que Elon Musk cumpla con sus planes y ponga en marcha la llegada a Marte para 2018. Es un primer paso, pero con las intenciones de los gobiernos de desplazar el coste de la exploración espacial a las compañías privadas, seguro que en pocos años misiones como la de Moon Express empezarán a ser la tónica habitual.