Leer Canción de Hielo y Fuego y luego ver la serie de TV se siente como recordar un sueño bastante raro, pero solo a medias. Extraño no por lo obvio: dragones, magia negra, zombies, el sobrenaturalmente radiante cabello de Jon Snow, etc., sino por las tramas que los escritores deciden no adaptar a la pantalla. Estas resultan más locas e interesantes que cualquier idea que pueda salir de sus cabezas.

En este momento no lo sabía, pero esa barba de nerd pronto pertenecería al mejor escritor de fantasía de la historia.
En este momento no lo sabía, pero esa barba de nerd pronto pertenecería al mejor escritor de fantasía de la historia.

No es que sean guionistas mediocres, no hay que dejar que la trama entera de Dorne nos engañe. Lo que pasa es que George R. R. Martin es un maestro de la fantasía, capaz de hacer plausibles los eventos más retorcidos con su maravillosa prosa.

A continuación verán cinco historias que "David y Dan" eligieron olvidar, ya sea por los elementos escandalosos que poseen o solo porque serían muy cool para la serie; tanto que los televidentes no lo podrían soportar.

5. Euron Greyjoy y su cuerno controla dragones

euron2

En la sexta temporada, conocimos a Euron Greyjoy en una situación algo ridícula. Luego de admitir que mató a su hermano (antiguo rey de las Islas de Hierro) porque no era un buen gobernante, todos los hombres de hierro empiezan a ¿alabarlo por sus habilidades de tirar a un viejo de un puente? Bueno, en fin, Euron es elegido como nuevo rey sin lógica que valga.

¿En los libros esta escena tiene más sentido? Bueno, sí y no. En Festín de Cuervos el personaje es presentado de una manera similar; la diferencia es que la razón por la que todo el mundo accede a seguirlo no es por su carisma ni por su habilidad de asesinar familiares, sino porque encontró un cuerno gigante en uno de sus viajes por el mundo. No cualquier cuerno gigante, sino el mismo que los antiguos Targaryen usaban para domar a sus fieros dragones. Sus hombres lo cargan a la asamblea de sucesión, uno de ellos lo sopla, emitiendo un sonido tan potente que hasta el más valiente de los isleños se estremeció. El que se atrevió a sonarlo murió poco después, con todas las entrañas quemadas.

En carne y hueso, esta escena sería algo inusual para una serie de televisión, pero sigue siendo mucho mejor que la solución absurda que escribieron los realizadores en su lugar.

4. Lady Stoneheart, o una zombie con sed de venganza

catelyn3

Mucho se ha hablado de la posible aparición de este mítico personaje. Desde que Catelyn fue asesinada en la 3ra temporada, los fanáticos de los libros comenzaron a especular acerca de su posible aparición. El rumor creció luego del episodio en que unos bandidos de la Hermandad sin Estandartes atacaran el campamento religioso en el que se encontraba Sandor Clegane.

Verán, en los libros, Catelyn Stark es revivida por Beric Dondarrion. Este se conmueve al encontrar el cadaver en un río y decide morir para que ella pueda resucitar. Le da un beso que traspasa su vida al cuerpo de la Stark, así, se convierte en la nueva líder de la hermandad.

Comienzan a colgar del cuello a cualquier Frey, Lannister o Bolton que se encuentren. Tienen mucho éxito, logrando acabar con cientos de vidas y aterrorizar las tierras de los ríos.

Lady Stoneheart representa un personaje mítico importantísimo para la historia en general de Canción de Hielo y Fuego. Lamentablemente es poco probable que aparezca en la serie ya que Beric Dondarrion sigue vivo y la Hermandad se dirige hacia una misión desconocida, ¿a cazar caminantes blancos quizá?

3. Victarion Greyjoy y su odisea

greyjoy

Este personaje ha sido completamente omitido en la serie, probablemente por no poder encontrar un actor lo suficientemente rudo para interpretarlo. En los libros es un completo maniaco que mató a golpes a su esposa luego de que ella le fuera infiel con su hermano.

Euron es elegido rey y lo pone al mando de la flota entera de las islas para que se dirija a Meereen a obligar a Daenerys a que se case con este nuevo rey y así compartir la gloria de la conquista. Victarion decide buscar su propia fortuna y casarse él mismo con la reina dragón.

Victarion lucha con un casco en forma de calamar y es el mejor guerrero de su tierra natal por lo que todos lo respetan. En Festín de cuervos sufre una herida brutal en su mano, por suerte, un sacerdote rojo utiliza magia para curarsela; el proceso funciona pero queda con la extremidad negra como el carbón.

Lo último que sabemos de él es que se encuentra en las costas de Meereen y está a punto de accionar el cuerno mágico que le concedería control sobre los dragones de Daenerys. Su trama es fascinante e infinitamente superior al aburrido viaje de Theon y Yara que vimos en la 6ta temporada. Dado que la batalla de Meereen fue resuelta en pocos segundos por las mascotas de Dany, dudo que lo veamos en pantalla alguna vez.

2. La conspiración de Arianne Martell y el plan maestro dorniense

martell

El mayor fallo en la historia de Juego de Tronos es la desastrosa trama de Dorne. Parece que sucediera en un mundo paralelo en que nada tiene sentido. Ellaria Sand no tiene una motivación creíble, tampoco las serpientes de la arena y el hilo argumental en general es muy pobre y trillado.

Los acontecimientos del libro en ese lugar son complejos y creíbles, pero fueron ignorados. Arianne Martell, la hija del actual monarca de Dorne (asesinado en la serie), idea un plan maestro para coronar a Myrcella Lannister como reina. Está cansada de la pasividad de su padre y decide tomar los asuntos en sus propias manos. Pero muy al estilo de Juego de Tronos, todo termina en tragedia.

El desarrollo de la corta conspiración es emocionante. Arianne es un personaje profundo y con muchos conflictos por resolver. George R. R. Martin hace un gran trabajo en describir el ambiente caluroso y hermoso de Dorne.

Paralelo a esto, Quentyn Martell es enviado a casarse con Daenerys. Doran se ha escondido detrás de su pasividad para formar una alianza con los Targaryen para vengarse de los Lannister, mataron a dos de sus hermanos y no está contento. Durante todo esto ocurren intrigas políticas interesantes, con muchas variables y engaños.

En contraste, el Dorne que vimos en la serie parecía una caricatura: coincidencias imposibles, personajes unidimensionales, hoyos gigantes en la trama, etc. Muy lejos de la calidad a la que el show nos ha acostumbrado.

1. Mance Rayder y las mujeres de las lanzas

Mance

El Rey más allá del muro era un personaje demasiado cool para ser asesinado tan fácil. Experto en combate, habilidades de liderazgo, inteligencia, conocimiento, etc., era apto para muchas tareas y George R. R. Martin lo sabía. Por esto, en los libros, Mance es intercambiado por Casaca de Matraca. Melisandre le da un cristal que cambia su aspecto, el mismo que ella usa para disfrazar su apariencia anciana.

Así, Casaca de Matraca se ve como Mance Rayder y viceversa. El primero muere en la hoguera por traidor y el segundo es enviado a una misión importantísima, rescatar a la hermana de Jon Snow en Invernalia. Verán, en los libros, todo el Norte está convencido de que Arya Stark se casó con Ramsey Bolton. Lo que no saben es que es todo una farsa y la niña es una impostora.

En el Muro no son concientes de esto, por lo que Mance Rayder parte hacia el sur, junto con varias mujeres salvajes para sabotear el dominio de Ramsay en el Norte.

Logra entrar al castillo como un bardo e interactua con Theon/Hediondo para usar sus conocimientos de la situación a su favor. Es interesante ver a dos personajes tan distantes converger en la misma trama. Fue una alternativa bastante ingeniosa el usar a Mance de esa forma. No terminamos de saber lo que pasa con él y si la misión es exitosa.

Al ritmo que escribe George R. R. Martin, puede que nuestros nietos nos lean Los Vientos de Invierno cuando por fin se publique.


En conclusión, no hay mucho que reprocharle a Juego de Tronos a niveles de producción. Lo malo es que suelen darle prioridad a esto, olvidarse de la lógica en la historia y no aprovechar al máximo el enorme potencial que ofrece Canción de Hielo y Fuego.