Cuando en la década de los setenta eliminamos la viruela de la faz de la Tierra, esta se convirtió en la primera enfermedad erradicada de la historia. A continuación se dejó de emplear su vacuna. Estamos a punto de vivir un hecho similar con la polio, pues estamos cerca de convertirla en la segunda infección erradicada. Un acontecimiento fundamental que no hubiera sido posible sin la investigación científica y el desarrollo de las vacunas.

"Estamos cerca de convertir a la polio en la segunda enfermedad erradicada del planeta"

La polio la causan tres tipos de virus. El virus de tipo 2 fue declarado erradicado el 20 de septiembre de 2015 por la Organización Mundial de la Salud1, tras no ser detectado el virus silvestre en el mundo desde 1999. Por lo tanto, ya no es necesaria la vacuna oral contra este tipo de virus de la polio. El virus de tipo 3 no se detecta desde 2012, y el de tipo 1 está cercano a su desaparición. En un periodo de tan solo dos semanas del pasado abril, 155 países del mundo2 han pasado de vacunar con la vacuna trivalente oral de la polio (tOPV) a hacerlo con la bivalente (bOPV), uniéndose a los demás países, que ya habían realizado el cambio. Esto es debido a que en todos los países deja de ser necesaria la vacuna oral que actúa contra los tres tipos de poliovirus y se sigue vacunando solo de los dos restantes.

Los casos de polio se han reducido en un 99%

Por si alguien no lo recuerda, la poliomielitis3 era la enfermedad más temida a mediados del siglo XX. Afecta sobre todo a niños menores de cinco años, provocando, en uno de cada 200 infectados, graves parálisis irreversibles y regalándonos imágenes realmente aterradoras. De estos casos, el 5-10% mueren cuando los músculos de la respiración quedan inmovilizados. Las parálisis que afectaron solo a las piernas todavía las observamos en personas en torno a los 60 años de edad.

"Hemos recorrido casi por completo el camino hacia la erradicación de la enfermedad. Sin embargo, es un dato que pocos conocen"

Según datos de la OMS, los casos mundiales de polio se han reducido en más de un 99% desde 1988; de unos 350.000 casos entonces a 74 registrados en 2015. Por aquella fecha, aún quedaban más de 125 países en los que la polio seguía transmitiéndose y actualmente solo permanecen dos4, Afganistán y Pakistán. Esto significa que hemos recorrido casi por completo el camino hacia la erradicación de la enfermedad. Sin embargo, es un dato que pocas personas conocen. Es una noticia tan positiva que no debemos parar aquí. Si los esfuerzos contra la polio disminuyen, correremos el riesgo de que la enfermedad vuelva a extenderse, lo que supondría un claro paso hacia atrás. Siempre que quede un solo niño infectado, los más pequeños del resto de países seguirán en riesgo de contagio. El fracaso en la eliminación de estos últimos reductos podría llevar a la aparición de hasta 200.000 nuevos casos cada año en todo el mundo.

A diferencia de otras enfermedades infecciosas, la polio se puede erradicar completamente. Como ninguno de los tres tipos de poliovirus puede sobrevivir largos periodos de tiempo fuera del cuerpo humano, si solo encuentra individuos vacunados, el virus morirá. Es aquí donde reside la importancia de las vacunas y de conseguir que lleguen a todos los rincones del mundo. Esto supone un reto, pero si lo estudiamos un poco veremos que tenemos varios puntos a favor.

Las vacunas de la polio son baratas y efectivas y, al ser administradas de manera oral, pueden ser suministradas por cualquier voluntario, lo que supone una ventaja notable. Además, con muy poco coste adicional se pueden llevar a cabo otras intervenciones sanitarias. Por ejemplo, en algunas campañas de vacunación de la polio se ha llevado también vitamina A, ayudando a los niños a afrontar más eficazmente distintas infecciones. Por sí solo, esto ha prevenido más de un millón y medio de muertes. Un 80% de la población mundial vive en “regiones-OMS” declaradas libres de la enfermedad y está claro que podemos liberar al mundo de la amenaza de la polio con el compromiso de todos: padres, gobernantes y líderes políticos y sociales de la comunidad internacional.

"Está claro que podemos liberar al mundo de la amenaza de la polio""

La vacuna oral de la polio es muy eficaz, no hay más que ver hasta dónde hemos llegado con ella. Se trata de una combinación de virus vivos atenuados. Por esto último, en casos tremendamente infrecuentes puede causar polio. Se calcula que salva de 15.000 a 20.000 personas por cada caso de polio que causa, así que ha merecido la pena emplearla con el éxito que ha tenido. Sin embargo, llegados a un punto en el que no hay polio de tipo 2 en el mundo, es el momento de evitar también los pocos casos asociados a la vacuna, que son justamente casi todos de ese tipo, y por eso precisamente se ha eliminado la vacuna oral frente al tipo 2. Por seguridad, y también para ciertos viajeros5, se mantiene temporalmente la vacunación con la vacuna inactivada, menos eficaz pero sin esa complicación.

"Resulta inevitable pensar que dentro de poco presenciaremos un hecho histórico"

La lucha contra la polio se ha convertido en la mayor cooperación público-privada para la salud pública coordinada a nivel internacional, la Global Polio Eradication Initiative6. Este esfuerzo está encabezado por los gobiernos nacionales, la OMS, Rotary International, los Centros para el control y prevención de enfermedades de EEUU y UNICEF; apoyados por socios clave como la Fundación Bill y Melinda Gates. Se ha conseguido una red global de más de veinte millones de voluntarios de todo el mundo, que han inmunizado colectivamente millones de niños en las últimas dos décadas. Solo queda un último esfuerzo.

Viendo que la erradicación de la polio está en marcha, y muy avanzada, resulta inevitable pensar que dentro de poco presenciaremos un hecho histórico, aunque, al parecer, poco mediático. La OMS7 estima que se detectará el último caso de virus de polio de tipo 1 este mismo año 2016 y que, tras una etapa de seguridad, se podrá declarar la erradicación global de la enfermedad en 2019. ¡Seamos también mediáticos con hechos tan positivos y emocionantes como este!

Referencias:

  1. Global Polio Eradication Initiative - Noticias
  2. Organización Mundial de la Salud - Global switch in oral polio vaccines
  3. Organización Mundial de la Salud - Poliomielitis
  4. Global Polio Eradication Initiative - Polio cases worldwide
  5. Global Polio Eradication Initiative - Preguntas frecuentes
  6. Global Polio Eradication Initiative
  7. Informe de la OMS sobre la polio