Hace 20 años, cuando teníamos que buscar información para realizar un trabajo escolar o queríamos documentarnos sobre un tema, solíamos acudir a una biblioteca, consultábamos los volúmenes de la enciclopedia en papel que nuestros padres tenían en casa o, en el caso de contar con un PC, recurríamos a la información que ofrecía Microsoft Encarta, la enciclopedia digital de Microsoft. Encarta fue, para muchos usuarios, su principal fuente de información en formato digital; sin embargo, la información no estaba accesible a todo el mundo, era un producto de pago. El 15 de enero de 2001 (hace justo 13 años), las cosas cambiarían para siempre con el nacimiento de un ambicioso proyecto que se ha convertido en un exponente de la colaboración y la cultura libre: Wikipedia.

Wikipedia, en mi opinión, es uno de los proyectos más importantes que han surgido bajo el paraguas de la gran red que es Internet; una gran enciclopedia online de acceso libre y construida por y para los usuarios.

En sus 13 años de andadura, Wikipedia consiguió desbancar a Encarta y convertirla en un producto obsoleto que no podía actualizarse al ritmo al que crece Wikipedia gracias al gran motor que forman los colaboradores del proyecto. Si a finales de los años 90, Microsoft Encarta era el referente de las enciclopedias electrónicas, su dependencia del soporte físico y la suscripción online se quedaron muy atrás comparadas con Wikipedia y Microsoft terminaría retirando el proyecto en el año 2009.

Hoy en día, cuando queremos saber más sobre un tema concreto o vamos buscando información, Wikipedia suele ser una de nuestras grandes referencias y, seguramente, el primer sitio que solemos consultar. A pesar del debate que suele suscitar la exactitud de sus contenidos, la realidad es que los usuarios que participan en la confección de esta gran enciclopedia no se inventan los contenidos; Wikipedia se sustenta gracias a miles de fuentes de referencia que, gracias a los enlaces, nos permiten saltar a distintas páginas web y seguir profundizando en el tema que habíamos consultado.

Si buscamos un tema en Google, seguramente, uno de los primeros resultados que Google nos arroja es un artículo de Wikipedia y, aunque no sea extremadamente profundo, seguramente nos ayude a tomar contexto de dicha temática. Quizás, si volvemos a consultarlo pasado un tiempo, dicha entrada haya sido editada y ampliada con fotografías, esquemas, más contenidos o referencias; Wikipedia es un proyecto vivo y dinámico en el que se está escribiendo una enciclopedia a tiempo real y que, además, no para de crecer.

El capital humano, evidentemente, es fundamental en este proyecto que se apoya en la colaboración altruista y en las ganas de compartir conocimiento. Lo bello de Wikipedia es que para colaborar en ella no es necesario ser uno de los eruditos que trabaja en la Enciclopedia Británica, podemos aportar conocimiento, corregir ortografía y sintaxis, traducir textos de otras Wikipedias, aportar fotografías, analizar la imparcialidad de las entradas o, incluso, contribuir a la eliminación de barbaridades y vandalismos. Wikipedia aplica, a la perfección, la famosa "ley de Linus" (de Linus Torvalds): "A la vista de suficientes ojos, todos los errores resultan evidentes".

Wikipedia version inglesa articulos
Fuente: Wikipedia

Si aún eres escéptico con el proyecto, creo que podemos hacernos una gran idea de la magnitud e impacto de Wikipedia atendiendo a los datos de septiembre de 2013: la versión en inglés de Wikipedia atesora 4.424.836 artículos, un montante que es equivalente a 1.900 volúmenes de la Enciclopedia Británica en su versión impresa. Si sumamos los artículos de todas las versiones de Wikipedia, nos encontramos ante una gran biblioteca de más de 30,6 millones de artículos, es decir, unos 13.000 volúmenes de una enciclopedia impresa y todo ello gracias a la colaboración de los usuarios.

Para celebrar el 13º aniversario de Wikipedia, en Twitter podemos seguir el hilo de un hashtag que bajo #GraciasWikipedia en el que los usuarios comentan qué les ha aportado este proyecto en sus 13 años de existencia. Particularmente, Wikipedia es una gran puerta hacia el conocimiento, un lugar que me permite aprender cosas nuevas y localizar fuentes de referencia con los que profundizar en los temas que más me interesan o sobre los que quiero aprender.