Durante el año pasado Valve nos mantuvo con grandes expectativas relacionadas a su misterioso "trabajo de la mano de NVIDIA". En el último trimestre de 2013, la empresa dirigida por Gabe Newell anunció que lo que había desarrollado era un sistema operativo propio basado en Linux (luego de meses de haber dado soporte masivo a juegos en el sistema operativo del pingüino), que daría vida a sus propios híbridos de PC y consolas de sobremesa, y que llevaría así la mejor experiencia de los juegos en PC, al TV de nuestros salones.

El resultado fue SteamOS, un sistema operativo con un futuro bastante prometedor creado en Valve, eso sí, al haber nacido de la mano de NVIDIA la plataforma solo contaba con soporte para las GPUs de esta casa, pero en su debido momento anunciaron que las gráficas AMD e Intel contarían con soporte "en algún momento de 2014".

El momento ha llegado, y desde hoy, las GPUs de Intel y AMD tienen soporte oficial en SteamOS, como lo aclara el changelog oficial en la web de Steam.

steam controller

Así, inicia realmente una era donde Linux también es plataforma de videojuegosEntre las Steam Machines presentadas en esta CES 2014, aunque muchas me decepcionaron, pudimos notar que varias de ellas integraban GPUs AMD, por lo que el soporte estaba al caer. La buena noticia es que ha sido antes de lo esperado, y pone así a disposición de todos la posibilidad de instalar SteamOS en un computador con alguna de estas tarjetas gráficas. Eso sí, siempre tomando en cuenta que la instalación de SteamOS borra el disco duro, y el sistema está aún en desarrollo por lo que no funciona a la perfección y solo es recomendado que lo instalen personas experimentadas en Linux.

Finalmente, más allá de la buena noticia del rápido soporte y todo lo demás; debemos tomar en cuenta lo que significa esto para Linux. El antojo de Valve de llevar su plataforma en un 100% a Linux ha dado la oportunidad al sistema operativo libre (o mejor dicho, a su ecosistema) le da la posibilidad de ahora ser una opción real y viable de plataforma de videojuegos, y poco a poco ir escapando de la hegemonía de Windows en cuanto a gaming. Aún así, SteamOS y las Steam Machines están muy "verdes", y tienen mucho que madurar. Pero el futuro promete.