El síndrome del miembro fantasma. Le ocurre a quien ha sufrido la amputación de una extremidad. La nota. Le pica. Le duele. Parece que está ahí. Pero ya no está. Salvando las distancias, es la sensación que me dejó el Nexus 5 de prueba que nos prestó Google cuando tuvimos que devolverlo. Lo buscaba en el bolsillo, o pensaba que tenía delante una buena ocasión para volver a poner a prueba su cámara. Pero no, ya no estaba.

Cuando publiqué el análisis del Nexus 5, el titular reflejaba perfectamente lo que representaba para la industria: Nexus 5: Jaque Mate. Por primera vez, un Nexus llegaba como aspirante al trono, esta vez de verdad. El Nexus 4 presentado un año detrás tenía su fama cosida a su precio de derribo, pero honestamente, no estaba genéticamente preparado para pelear contra los Samsung, HTC o iPhone de turno.

Mejor smartphone de 2013 - Mejor smartphone de 2013 - Mejor smartphone de 2013 - Mejor smartphone de 2013

De ahí el doble mérito del Nexus 5 este año: no sólo ha logrado quedar por delante de ellos, sino también de una competencia que ha apretado más fuerte que nunca, llegando a través de marcas a las que hasta hace un año se le tenía vetada la entrada al club del esmoquin. Hablo de LG con su G2, o de Nokia con su (me pongo en pie) 1020, o de Sony con su Xperia Z1.

Mejor smartphones de 2013
El Nexus 5 no es perfecto, pero ningún terminal del mercado lo es. Entre los editores de ALT1040 no ha habido unanimidad: ha tenido que pelear con el iPhone 5s especialmente para alzarse con el título. Pero que nadie se engañe: nadie ha votado al Nexus 5 como mejor smartphone de 2013 por llegar con un precio ridículamente bueno. No hablamos de eso: hablamos de calidad a secas.

Un buen smartphone no se limita a especificaciones altasHabrá quien prefiera otro smartphone por tener una hoja de especificaciones con números más altos. Pero definitivamente, la industria móvil no es esto. Por supuesto, como sucede con los grandes prestidigitadores, el truco de Google permanece oculto a simple vista. Crear un buen smartphone no consiste en aunar especificaciones punteras y meterlas en una carcasa. Se trata de poner la experiencia en el centro (frase que por cierto empieza a tomar un peligroso cariz a "el contenido es el rey"), de juntar sus componentes con sentido y darle más importancia aún al desempeño del software, al rendimiento real. Y de eso, el Nexus 5 puede sentar cátedra. Mientras tanto, otros fabricantes con bastante más recorrido han visto cómo esta estrategia, a la que han hecho oídos sordos durante un buen tiempo, les ha estallado en la cara.

mejor smartphone de 2013 - mejor smartphone de 2013 - mejor smartphone de 2013 - mejor smartphone de 2013

Como a Samsung, por ejemplo, que le ha pasado con el Nexus lo mismo que a algunos adultos cuando se ponen a jugar con un niño: les parece que el chaval acabará por cansarse y dejarles tranquilos pero resulta que ellos terminan hartos antes que él. Y así es como un Nexus, hasta hace poco una chuchería para Samsung, ha superado al todopoderoso Galaxy S4, al iPhone de turno, y a la competencia entera. Lo mejor es que no debemos quedarnos sólo con el Nexus 5, sino con el listón tan alto que han puesto más fabricantes que nunca. En mi opinión, 2013 ha sido el mejor año de la historia reciente para los amantes de la tecnología móvil. El escenario que plantea 2014 da vértigo. Abróchense los cinturones.