Las primeras escenas de la nueva película de Godzilla se filtran en la web. Estas escenas muestran una ciudad destruida acompañada de una narración y música que inspira misterio. También podemos ver una silueta de Godzilla destruyendo un edificio, mostrando todo su poder. Esta nueva versión de la película es dirigida por Gareth Edwards, quién dirigió la película Monsters que se estrenó en 2010.

Según Edwards, esta nueva versión de Godzilla estará muy apegada a la versión original japonesa de 1954. Esta primer película es una moraleja para el uso de armas atómicas en el mundo y los desastres naturales en la tierra. Aunque el director también dijo que esta película sería una versión hiperrealista de la japonesa, así que deberíamos esperar un montón de efectos especiales y un Godzilla espectacular regresando a los orígenes en los que es visto más como una inclemencia de la naturaleza, más que como una amenaza.

Es importante mencionar que, como en casi todas las versiones que hemos visto de Godzilla, este monstruo nunca está solo. En el video se observa que hay dos cuerpos de lo que parecen ser otro tipo de monstruos que fueron vencidos. Así que lo más probable es que esta historia tenga como trama aquellas fuerzas que no podemos controlar y que terminan destruyendo nuestra civilización. Godzilla representaría el poder de la naturaleza, en este sentido.

Para todos aquellos fanáticos del personaje que odiaron la versión americanizada de 1998, estarán tranquilos al saber que el estudio japonés dueño de los derechos de Godzilla, Toho, ha estado involucrado en todo el proceso. Además de ceder los derechos para la realización de la versión de Edwards. Así que podemos esperar que la nueva Godzilla sea para parecida a la original y no tenga nada que ver con la versión de 1998.

La nueva película de Godzilla se estrenará el 16 de mayo del próximo año en sus versiones 2D y 3D. Aunque aún no se ha especificado si se filmará directamente en 3D o será convertida después. Esta versión también está planteada para regresar a muchos a la infancia, cuando Godzilla era más un símbolo de las películas de horror y no sólo una lagartija mutante.