Mientras esperamos a que aparezca una versión comercial del Oculus Rift, siguen apareciendo gafas de realidad virtual, aunque en esta ocasión el concepto es muy diferente. 360specs y vrAse son dos proyectos que, casualmente, se lanzaron a la vez en Kickstarter y convierten tu smartphone en un dispositivo de realidad virtual. Ambos productos permiten ver películas y juegos en 3D sin necesidad de hardware adicional.

En cuanto a su funcionamiento, no parece haber mucha diferencia entre vrAse y los 360specs. Al igual que el Oculus Rift, utilizan lentes especiales sobre cada ojo y el usuario percibe dos partes de una imagen estereoscópica como una sola. De esta manera, se consigue la apariencia de una pantalla 3D que ocupa la mayor parte de tu campo de visión. A diferencia del Oculus Rift, estos dispositivos funcionan como una montura para tu smartphone, en lugar de una pantalla conectada a un computador.

360specs

Este dispositivo es obra de Ray Latypov, quien de realidad virtual tiene bastantes conocimientos. Laptypov fue el inventor de la Virtusphere, un balón gigante en el que introducirse y poder moverse libremente, ofreciendo una experiencia de realidad virtual más completa. Para utilizar los 360specs, simplemente tienes que introducir tu smartphone desde la ranura superior, conectar unos audífonos y ya estás completamente desconectado del mundo real. Para que el proyecto se haga realidad se necesitan 100.000 dólares, si estáis interesados podéis ejercer de mecenas en su página de Kickstarter.

vrAse

Este dispositivo llega de la mano de un equipo de desarrollo ubicado en Escocia. Al igual que en los 360specs, los usuarios simplemente tendrán que encajar su smartphone y lanzar una imagen o aplicación estereoscópica. En lugar de proporcionar modelos de diferentes tamaños, vrAse ofrece un diseño modular, así que las lentes y fundas pueden cambiarse cuando se necesite. Según sus diseñadores, este producto ha sido optimizado para los seis smartphones más vendidos del año pasado: iPhone 5, HTC One, Xperia Z, Galaxy S3, Galaxy S4, y Galaxy Note 2. De todos modos ofrecerán una funda alternativa para encajar cualquier smartphone con una pantalla entre 3.5 y 6.3 pulgadas. Por el momento, parecen ir ganando en esta batalla en Kickstarter.

Como vemos, ambos dispositivos apuestan por lo mismo. Lo que me parece interesante es la idea de reutilizar algo existente (nuestro smartphone) y darle un uso completamente nuevo. Ahora faltan dos pasos importantes, que los usuarios apoyen estos proyectos y que posteriormente existan desarrolladores interesados en crear software para sacar rendimiento a este producto.

👇 Más en Hipertextual