Internet Propiedad Intelectual

Pandora explica a la industria musical que no es el enemigo

Por 27/06/13 - 16:23

Tim Westergren, fundador de Pandora, se ha defendido de las acusaciones vertidas por la industria contra su servicio. El directivo cree que son falsas y, además, que provienen directamente de la RIAA.

Pandora explica a la industria musical que no es el enemigo
Pandora (Facebook)

Hace unos días comenzaron a circular rumores que aseguraban que Pandora recortaría un 85% el canon que paga a los autores cuyas obras aparecen en la plataforma. Tim Westergren, fundador del servicio, escribió una carta abierta en el blog de la compañía en la que acusa directamente a la industria y a la RIAA (Recording Industry Association of America, algo así como la SGAE estadounidense) de estar detrás de estos rumores, aunque exculpa a los artistas, pues cree que han sido desinformados. Además, explicó en profundidad cuál es la relación entre Pandora y los autores y por qué su sistema de pagos es más justo que el de la radio.

Westergren cree que esta campaña de desprestigio tiene dos pilares. El primero, la reducción del pago de derechos de autor en un 85%. Esto, asegura, no ocurrirá "nunca" y desafía a la RIAA a encontrar una declaración oficial en la que lo hayan insinuado. Es más, han tratado de subir los royalties, pero cuando ya habían llegado a un acuerdo con ASCAP (American Society of Composers, Authors and Publishers), la junta de la organización se echó para atrás y trató de imponer regalías más altas.

En consecuencia, Pandora decidió registrarse para pagar la misma tasa que pagan las radios en línea, que es inferior. "Las acciones de pocos pero poderosos editores para conseguir beneficio para ellos mismos ha hecho que el canon de todos los compositores baje".

Por otro lado, está el tema del pago en sí. Westergren reconoce que la relación entre Pandora y los autores siempre va a parecer ridícula si sólo se tiene en cuenta el pago por reproducción. Pero el caso es que una reproducción únicamente llega a una persona, mientras que en una radio (donde, por cierto, no tiene lugar este tipo de pago), llega a cientos de miles, si no a millones.

Si se equipara la audiencia, Pandora saldría ganando. Por cada millón de reproducciones se pagan 1.370 dólares, una cantidad modesta, pero 1.370 dólares superior a lo que pagan las radios. Puede parecer poco, pero se estaría hablando de una única canción y de un único artista. En total, a lo largo de año pasado las regalías sumaron unos 250 millones de dólares.

Pero eso no es todo. El servicio de música en línea también permite descubrir nuevos artistas (la vasta mayoría de su catálogo). En opinión del fundador, ya se han convertido en una de las principales formas de promoción y ésta es básica para que cualquier grupo sea sostenible.

Y parece que estos sí lo han comprendido. Como consecuencia de la situación causada por la RIAA, Pandora pidió a varios de los artistas que utilizan la plataforma que firmasen una carta en defensa de la radio en Internet, algo que hicieron más de 500. Sin embargo, la carta se filtró antes de que pudiesen hacer nada, así que consultaron a los autores si querían que su firma continuase en ella (muchos tenían miedo de posibles represalias por parte de la industria). Pocos se fueron y, además, llegaron más. Por respeto, no se publicarán sus nombres (la idea es dirigir esta misiva al Congreso, no a los medios).

La duda es cómo responderá la RIAA a esta situación, si es que lo hace, y si continuará con su ataque y su campaña de difamación contra Pandora. Por ahora, el servicio ha demostrado que las acusaciones son falsas y que tienen el apoyo de los artistas, pero su peso en una industria que constantemente demuestra su oposición a la evolución es todavía marginal.

Puedes comentar sobre este y otros temas en nuestra comunidad

comentar
ESPECIAL

40 años de Star Wars, en cifras

Por
40 años de Star Wars, en cifras

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si sigues navegando estás aceptando nuestra política de cookies