Los cuervos usan su pico y alas para realizar gestos como pueden ser señalar a un objeto de la misma forma que los humanos lo hacemos con nuestras manos. Este asombroso descubrimiento se trata del primero en la historia que los científicos atribuyen a un animal que no sea un primate.

Hasta ahora y con certeza, los elementos indicaban que sólo el primate tenía esta capacidad. Los bebés humanos en edades comprendidas entre los 9 y 12 meses de vida desarrollan todo tipo de gestos para llamar la atención de los adultos hacia un objeto. Esta fase de desarrollo hacia el aprendizaje del habla humana se producía siempre antes de que los niños pudieran decir su primera palabra.

A partir de ahí, los estudios nos habían indicado que los perros y otros animales podían señalar elementos aunque siempre a partir de del entrenamiento humano. El único animal con desarrollo natural de gestos se atribuía a los primates.

Aún así, la investigadora jefe de este asombroso hallazgo, Simone Pika, de la Universidad de Viena, asegura que los gestos de los simios no son comparables a los humanos. Sin embargo, la familia derivada de los cuervos como pueden ser cuervos o urracas, han desarrollado toda una simbología en los últimos años que supera a la mayoría de aves en inteligencia y rivaliza con la de los grandes simios.

Pika ha estado estudiando durante los dos últimos años el comportamiento no-vocal de estas aves salvajes en Austria. Según la investigadora:

Me di cuenta cuando me encontré con los cuervos de lo que realmente son, de que al contrario de mi enfoque principal de la investigación, están muy orientados los objetos a la especie. Me recordó a mi niñez, cuando mi hermano gemelo y yo estábamos jugando y uno de nosotros de repente recuperaba su juguete favorito. Este juguete de repente se convertía en el centro de interés, diversión y en la propia competencia. Algo similar sucede cuando los cuervos juegan entre ellos y recuperan los objetos.

Para llegar a la afirmación, los investigadores marcaron de forma individual a cada ave con el fin de identificarlos. El estudió encontró que los cuervos utilizan los picos al igual que los humanos las manos con el fin de mostrar elementos como el musgo, piedras o ramas. La mayoría de gestos se usaban para dirigir la atención del sexo opuesto, a que miraran el objeto. Habían encontrado que los cuervos interactuaban unos con otros.

Este hallazgo significa una evolución enorme en el entendimiento de las aves y significa que estos gestos pueden ser utilizados para medir el interés de un "socio" potencial en el grupo o a fortalecer un vínculo ya existente.

Aunque estudios anteriores habían demostrado que estas aves eran más inteligentes que la mayoría de especies similares, nunca antes se habían obtenido tales respuestas. Supone que las aves han llegado a desarrollar habilidades de colaboración entre ellas.

El misterio de los orígenes del lenguaje humano sólo puede ser resueltos si nos fijamos en un panorama más amplio y también consideramos la complejidad de los sistemas de comunicación de otros grupos de animales.

¿Significa el descubrimiento que los cuervos son más inteligentes que la mayoría de animales? Para Pika no, aunque aclara que todo indica que cada especie puede llegar a desarrollar de manera natural una adaptación al medio inusual y propia:

No soy defensora de la propuesta de que una determinada especie es más inteligente que otra. En mi opinión, todas las especies se han adaptado a distintos contextos sociales, ecológicos y nichos, y por lo tanto, una determinada especie puede comportarse en una situación distinta de inteligencia que otra en la misma situación y viceversa. En mi opinión, es mucho más interesante investigar por qué una especie puede resolver una determinada tarea mejor que otra y cómo y por qué evolucionó este comportamiento.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.