Aunque ya en la mañana diversas fuentes confirmaron que Teddy Bautista junto a otras personas vinculas a la SGAE pasarían a disposición judicial por presuntos delitos de desviación de fondos y apropiación indebida, algunos medios siguieron poniendo en tela de juicio la situación procesal del recientemente reelegido presidente de la sociedad gestora. Pues bien, hace escasos momentos finalmente la detención de Bautista y la de otras ocho personas más se ha hecho efectiva.

La detención se produce en el marco de la operación policial bautizada con el nombre de operación SAGA que ha llevado a la Guardia Civil a registrar hoy desde las 11 de la mañana la sede principal de la SGAE además de las de otras filiales de la entidad y domicilios particulares a petición de la Fiscalía Anticorrupción.

Entre la lista de los detenidos también encontramos a José Luis Rodríguez Neri, director general de la Sociedad Digital de Autores de España (SDAE por sus siglas) cuyo único accionista es la SGAE, quien presuntamente habría desviado decenas de miles de euros desde el organismo hacia empresas de su propiedad bajo el pretexto de la prestación de determinados servicios que nunca se produjeron.

¿Qué pasará ahora? Es complicado decirlo a ciencia cierta. Lo que es seguro es que Teddy Bautista y el resto de detenidos serán interrogados por la Guardia Civil sobre la numerosa documentación incriminatoria que el cuerpo ha encontrado contra ellos en los registros de esta mañana.

Por último, para los que estén un poco perdidos, a su vez estas detenciones y registros son parte de la investigación bajo la que el titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, mantiene a la sociedad tras presentar la Fiscalía Anticorrupción denuncia contra ellos por el supuesto desvío de fondos administrados por SDAE --entidad de gestión dependiente de la SGAE como decía-- hacia personas relacionadas con la entidad.