Microsoft acaba de anunciar el lanzamiento oficial de Office 365, la suite de ofimática en línea con la que pretende ofrecer a los usuarios un completo pack para poder gestionar sus documentos en la nube, ¿y capaz de competir con Google Apps?

Office 365 ya se encuentra disponible para todo el mundo y dispone de diferentes planes con diferentes precios cada uno. La versión más barata es el plan P, que tiene un precio de 5,25 euros al mes por cada usuario (6 dólares al mes en la versión estadounidense). Este plan está especialmente diseñado para profesionales y pequeñas empresas que no cuenten con personal de IT, ofreciéndoles una manera sencilla de poder hacer uso de este servicio en la nube.

Después están los plan E, que están diseñados para medias y grandes empresas. Dentro de este paquete hay disponibles diferentes versiones, que van desde los 9 euros al mes hasta los 25,50 al mes. En todos ellos se ofrece correo electrónico, calendario, contactos y archivo personal, con 25 GB de almacenamiento. Se podrá hacer uso de Exchange Online, SharePoint Online o Lync Online entre otros. Además las versiones E3 y E4 de este paquete podrán acceder a las aplicaciones de Office Professional Plus.

Por último, también para medianas y pequeñas empresas, Microsoft ofrece un paquete más en dos versiones, K1 y K2, de 3,75 y 9 euros respectivamente. Estos paquetes están pensados para una forma de compartir licencias, o dicho de una forma más sencilla, está destinado para los trabajadores que harán un uso menos intensivo de estos servicios y que serán compartidos entre varias personas. Estos paquetes también son válidos para las personas que trabajan desde fuera de las oficinas de la empresa.

En total, con estos paquetes de Office 365 se pueden acceder a las versiones web de las siguientes aplicaciones: Word, Excel, PowerPoint, OneNote, que vienen englobados en Office Web Apps, Office Professional Plus, Exchange Online, SharePoint y Lync Online.

A priori Office 365 puede no resultar demasiado atractivo para los usuarios normales, ya que la mayoría no necesita pagar por servicios de este tipo cuando hay disponibles en el mercado alternativas tan buenas como los servicios de Google a los que podemos acceder con solo tener una cuenta. Sin embargo, para empresas la solución propuesta por Microsoft puede ser más interesante, teniendo en cuenta que muchas de ellas ya están adaptadas y hacen un uso muy intensivo de la suite de ofimática de la compañía, por lo que dar el salto a este grupo de servicios en la nube podría ser muy interesante.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.