Una de las cosas de las que más se está hablando durante las últimas horas es de la Mac App Store que presentó ayer Apple en su keynote Back to the Mac. Desde entonces se han podido leer todo tipo de comentarios, desde los que ven con buenos ojos la llegada de esta store, los que se muestran indiferentes y los que están en contra de ello.

El concepto de la App Store es algo muy habitual en los dispositivos móviles de Apple y es algo que ya han adoptado el resto de compañías y además se está llevando a otros terrenos, como por ejemplo al de las aplicaciones web en los navegadores. Bien es cierto que no es algo completamente nuevo en el mundo de los sistemas operativos de escritorio, ya que los repositorios de Linux vienen a ser unas pequeñas stores donde podemos encontrar muchas aplicaciones, la idea es muy similar. ¿Pero qué trae consigo la llegada de esta tienda de aplicaciones al mundo Mac?

Lo primero de todo que hay que destacar es que cuando se produzca la llegada de Mac App Store dentro de unos tres meses podremos seguir descargar e instalar aplicaciones como hemos hecho hasta ahora. Esta tienda de aplicaciones no se convierte en la única vía para conseguir aplicaciones para nuestro sistema, lo cual me parece natural y si hubieran capado la posibilidad de instalar cualquier aplicación como hasta ahora me hubiera parecido un completo error. Hay quienes dicen que este es el primer paso para que Apple cierre Mac OS X tanto como iOS, pero personalmente no lo veo, principalmente porque el sistema actual les funciona bien y querer ser más codiciosos no les saldría rentable, buena parte de la comunidad de Mac se echaría encima y parte de la de fuera, criticando tal decisión.

Como el resto de tiendas de aplicaciones tiene sus virtudes, tanto para los usuarios como para los desarrolladores. Los primeros pueden descubrir nuevas aplicaciones de forma sencilla e instalarlas con un par de clicks. Por su parte los desarrolladores tienen la posibilidad de poner su aplicación en la tienda sin necesidad de tener cierta infraestructura para ofrecer su aplicación. El plan de comisiones es muy similar y en este caso el desarrollador se queda con el 70% de los ingresos mientras que Apple se queda con el 30% restante.

Personalmente no veo demasiado preocupante la llegada de la Mac App Store, se trata de una nueva vía por la que podemos adquirir aplicaciones y lo hace en un lugar donde los usuarios están ya muy acostumbrados a usar este tipo de tiendas al hacerlo en sus iPhone o iPad. Por lo tanto las posibilidades de que a Apple le funcione bien esta tienda son muy altas, algo que no sucedería si Microsoft llevase la idea a Windows, algo que seguro se han planteado o lo van a hacer.

¿Dejaremos de descargar aplicaciones como hasta ahora? Evidentemente no, habrá desarrolladores que no quieran ofrecer sus aplicaciones en la tienda de Apple y los usuarios las podrán descargar desde su página web, esa posibilidad estará ahí. Habrá quien tenga suficiente con todas las aplicaciones de la Mac App Store, pero lo bueno en este caso es que han dejado abierta la elección al usuario de tomar un camino u otro, algo que no suele suceder demasiado con Apple.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.