Cultura

¿Se acuerdan de Ong’s Hat?

Por 22/07/10 - 19:32

Fue a finales de los 90 cuando entré en contacto por primera vez con la leyenda y no tenía idea que se trataba de uno de los primeros mitos de internet, gestado unos quince años antes de que llegara yo, incauto, a un sitio donde se encontraba el texto Ong's Hat: Gateway to the Dimensions (Ong's Hat, portal dimensional, vaya a saber dónde estaba alojado en aquel entonces). Es más -y esto es un dato anectódito y personal, fue uno de los sitios que más me ayudó a aprender inglés, ya que se me había metido en la cabeza la idea de traducirlo. La premisa del mito no es nada del otro mundo: científicos rebeldes de Princeton llevan a cabo investigaciones y experimentos en física cuántica y teoría del caos, llegando a desarrollar un dispositivo llamado The EGG ("El HUEVO"), una mezcla de tanque de aislamiento y nave espacial que les permite viajar a otras dimensiones. Una locura total, una historia de ciencia ficción con toques de magia y teorías conspiratorias pero con mucho humor y muy bien escrita, pareciendo una continuación de la obra de Robert Anton Wilson.

El nombre de la meme proviene de un pueblo de Nueva Jersey desaparecido a principios del siglo XX. Según la leyenda, los colonos se habían asentado en la zona luego de que un hombre llamado Ong arrojase su sombrero (hat en inglés) hacia arriba y no pudiese recuperarlo, quedando atrapado este en una rama de un árbol o en otra dimensión. Un chiste, por supuesto, pero ese humor simple e irreverente -del que estaba repleto, contribuía al cautivamiento que producía la historia. ¿Quién era el autor de la obra? Nadie, eran papeles, faxes, sitios web, mensajes en Usenet y BBS, imágenes divulgadas por supuestos miembros de sociedades científicas clandestinas que "conocían el secreto". Como si fuese real, como si Ong's Hat existiera. En una época en que internet era un poco más lenta que hoy día me resultaba fascinante perder un par de horas buscando en línea nueva información sobre la leyenda, que se había originado -no hay que olvidarlo- en las BBS a mediados de los ochenta.

Mientras investigaba, un día, me encontré finalmente con la verdad: acababa de publicarse un libro sobre Ong's Hat, recopilando información sobre la leyenda. El autor, Joseph Matheny (colaborador de New Falcon Press), terminó explicando de qué se trataba. Incunabula (ese es el nombre de un supuesto catálogo de textos ocultistas que difundía los secretos de la historia) no estaba compuesto por más que cuatro personas: un artista, un escritor, un hacker y un físico, cada uno contribuyendo de su modo particular a la historia. Tomaron información real, le agregaron "ciencia pop", conspiraciones, fenómenos paranormales y eso fue todo. Con la capacidad de Matheny de lograr que "los medios prestaran atención a un juego de Bingo en el medio de la nada, si se le antojaba", la historia se convirtió en una de las primeras memes de internet, en una época en la que el mundo no estaba del todo listo para ellas. La historia se propagó durante quince años hasta que se supo la "verdad", quién estaba detrás del mito.

Se trata de una meme de otra época, pero sigue viva y hay bastantes sitios web dedicados a ella. Matheny explotó la viralidad en internet décadas antes que las compañías de relaciones públicas y departamentos de marketing siquiera supiesen que existía internet y de la invención de términos pintorescos como SEO y social media expert/guru/ninja/etc. No me sorprendió enterarme, al leer la introducción que escribió al libro The Art of Memetics, que multinacionales bastante importantes se le acercaron en esta década para contratar sus servicios y realizar campañas virales de productos comerciales. Pero él sí se sorprendía al principio, porque nada sabía sobre marketing, comunicación ni comercialización, él era simplemente un hacker bastante hippie que utilizaba técnicas (digamos ocultistas alternativas) para difundir una historia, un experimento literario y metafísico. Si tienen unos años en internet probablemente se hayan encontrado alguna vez con la historia de Ong's Hat, ¿la conocían?

Puedes comentar sobre este y otros temas en nuestra comunidad

comentar
ESPECIAL

40 años de Star Wars, en cifras

Por
40 años de Star Wars, en cifras

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si sigues navegando estás aceptando nuestra política de cookies