Durante el pasado año Microsoft facturó la friolera de 60 mil millones de dólares, puede parecer mucho dinero pero si analizamos la gráfica de arriba podemos sacar algunas conclusiones interesantes acerca del gigante de la informática. Lo que más me llama la atención es el brutal ascenso a partir de Octubre de 2009, coincidiendo con el lanzamiento de Windows 7, en Enero de 2007 también hay otro pico, que corresponde con el lanzamiento de Vista, pero es mucho menor y vuelve a bajar en torno a Abril, solo un par de meses más tarde.

Está claro que los dos productos que más tiran de la compañía son las distintas versiones de Windows y el archiconocido Office, que es a todas luces la gallina de los huevos de oro de la compañía, y que estos tiran del carro de productos mucho menos rentables como es el de los videojuegos, que a partir de Junio del año pasado ha parecido estabilizarse y empezar a ser rentable o el de los servicios online, que no ha generado ni una sola ganancia.

De varios de estos datos se trasluce la guerra directa entre el Microsoft y Google. Teniendo estos datos en cuenta hemos de decir que la compañía del buscador factura el 95% de sus ingresos gracias a Google AdSense, lo que explica en cierta medida el empeño de la gente de Microsoft por ganar cuota de mercado con Bing, para lo que no ha dudado en llegar a un acuerdo con Yahoo, y así competir con Google en el que es su mercado más lucrativo.

Por su parte, los de Mountain View se enfocan en desarrollar herramientas que hacen lo mismo que muchos productos de la competencia y que además de intentar hacerlo mejor lo hacen enfocados en la nube, como es el caso de Google Docs vs Office, Gmail como cliente de correo frente a Outlook, o el Google OS versus el mismísmo Windows.

Foto: Business Insider

👇 Más en Hipertextual