Hace pocos días se lanzó Google Buzz y la verdad es que apenas ingresé al servicio lo primero que pensé es que, pronto, se llenaría de spam. Al parecer mis ideas no estaban tan erradas, porque ahora un estudio realizado por la gente de Websense determinó que los spammers ya tienen en vista a la nueva red social.

Desde la compañía comentaron que estas personas están aprendiendo cada vez más rápido a realizar sus prácticas en redes sociales ya que, por ejemplo, cuando se presentó Twitter, se tardó un tiempo. Esto es porque se tuvieron que sentar a estudiar cómo hacerlo. Aquí encontraron la forma en un santiamén. De hecho, les tomó solamente dos días.

Carl Leonard, investigador especializado en seguridad informática de Websense, comentó que es preocupante que los spammers hayan mejorado sus conocimientos en relación a las redes sociales ya que esto les permite apuntar a servicios como Google Buzz muy rápidamente.

Los sitios de la Web 2.0 que poseen contenidos generados por los usuarios son los que están en la mira de estas personas y para que se den una idea, informaron que el 95% de los comentarios en blogs, salas de chat o foros son generados por bots. Además, se demostró que el 81% de los mails enviados en la segunda mitad del 2009 tenían un enlace maligno.

Si bien Leonard explica que es preocupante la forma en que los spammers hoy están aprendiendo de las redes sociales, yo digo que es lo más lógico del mundo. Hoy las redes sociales son el lugar perfecto para realizar este tipo de prácticas. ¿Qué mejor que decirle directamente lo que tú quieras al usuario (o en este caso lo que el spammer quiera)? Es mejor incluso que le llegue a su e-mail.

Supuestamente poco a poco la seguridad de Buzz se está mejorando, pero no me extrañaría que encuentren otra forma de ingresar a ella y llenarla de material basura.