La gran mayoría de la clase política (española e internacional) deja mucho que desear y en demasiadas ocasiones no están a la altura que se les presupone. Cada vez más se extiende como la pólvora ese sentimiento apolítico generado por la propia política y la desconfianza que hay hacia ella, con presidentes corruptos y cambalaches por doquier.

Un claro ejemplo de las formas de actuación de los políticos que demuestran lo que en realidad les interesan las personas lo estamos viendo de un tiempo a esta parte en los diferentes sitios sociales, **como por ejemplo [Twitter](http://alt1040.com/tag/twitter)**. Estaba claro que no tardarían en introducirse en el servicio, **rápidamente les llegó un suculento aroma a voto, muchos potenciales votantes** concretados en un mismo lugar. Tenían que estar ahí.

Empezaron a aparecer cuentas de políticos como hongos, candidatos de diferentes partidos repartidos por todo el globo haciéndonos creer que ellos **se introducían en el medio para explotar sus posibilidades**, un canal mucho más directo con sus electores. Nuevamente, **no tardaron en empezar a decepcionar** al personal.

El medio les importa un pepino, solamente quieren rebañar votos de donde sea y ahora toca Twitter. Un caso claro como el agua y bastante ilustrativo es [el destapado por el blog "el oyente"](http://www.juanlusanchez.com/archivos/2009/03/02/la-ubicuidad-de-rosa-diez/), donde la candidata [Rosa Díez](http://es.wikipedia.org/wiki/Rosa_D%C3%ADez), líder de la formación política española UPyD, **estaba dando las gracias en su cuenta a diferentes usuarios** por el apoyo que sus followers le mandaban tras los resultados de su partido en las elecciones autonómicas de Galicia y País Vasco, mientras **al mismo tiempo concedía una entrevista en directo** para la cadena TVE 1. O sea, que o bien Rosa Díez tiene la capacidad de clonarse, o bien alguien que no era ella estaba actualizando su cuenta. Y esto señores, tiene bemoles, especialmente hablando de UPyD, que muchos de sus logros han llegado en parte gracias al apoyo de la red. Hablando en plata, **engaña a sus seguidores**.

Esto es un caso, pero como sabemos hay otros. Para finalizar, una petición: políticos, dejen de engañar a las personas, si no tienen tiempo para *twittear*, no lo hagan, pero no vendan motos, que **nos están ensuciado el medio y bastante basura esparcen ya por todos lados**.

Imagen: [Obtenida del artículo/denuncia sobre Rosa Díez y Twitter de "el oyente"](http://www.juanlusanchez.com/archivos/2009/03/02/la-ubicuidad-de-rosa-diez/)

PD: [Si alguno quiere añadirme en Twitter](http://twitter.com/eliasn), gustoso, que por lo menos lo que escribo, efectivamente lo escribo yo.