A comienzos de este mes, Nintendo anunció una caída en las cifras de ventas interanuales de la Switch. La corporación japonesa atribuyó la situación a la escasez de chips, lo que provocó una disminución de los envíos de hardware y el subsecuente impacto en la comercialización de la consola. Sin embargo, ya están trabajando en un peculiar plan para asegurar la disponibilidad del dispositivo de cara al que habitualmente es el período de ventas más fuerte del año.

Según publica Nikkei (vía VGC), Nintendo planea aumentar el suministro de la Switch reduciendo su empaque. Básicamente, el informe menciona que la empresa asiática reduciría en un 20% el tamaño de la caja de la consola, en comparación con el packaging actual.

Si aún se preguntan cómo impactaría esta decisión en la disponibilidad de la consola, la respuesta es sencilla. El objetivo de Nintendo sería lograr que sea más eficiente transportar la Switch; por ende, si las cajas son más pequeñas, podrían trasladar más cantidad de unidades de la consola aprovechando la logística que ya poseen hoy en día.

Por lo pronto, la compañía no ha confirmado ni desmentido la información. El reporte de Nikkei indica que la medida entraría en vigencia a partir de este mes de agosto, de modo que si el dato es certero, muy pronto comenzaríamos a ver la Nintendo Switch con empaque más pequeño en todas partes del mundo.

La Nintendo Switch reduciría su empaque para mejorar su disponibilidad y repuntar las ventas

Nintendo Switch
Crédito: Unsplash

Los supuestos cambios de empaque en pos de optimizar la disponibilidad global de la Nintendo Switch no son descabellados. Si volvemos al informe de los resultados financieros del último trimestre fiscal, la compañía japonesa ya había dejado entrever algo relacionado con ello.

"En preparación para la temporada navideña, aprovecharemos los medios de envío apropiados y trabajaremos para entregar la mayor cantidad posible de sistemas Nintendo Switch a los consumidores en cada región", indicaba el reporte. La frase era un tanto vaga, es cierto, pero ahora cobra un sentido más específico al conocer el dato aportado por Nikkei.

Sin dudas, la casa de Mario Bros se juega fichas importantes de cara al fin de año para repuntar las ventas de su principal producto. Recordemos que durante el primer trimestre del año fiscal en curso, que finaliza en marzo de 2023, se vendieron 3,43 millones de Nintendo Switch. Esto significó una caída de casi el 23% en comparación con los 4,45 millones del mismo período del año previo.

De esos 3,43 millones, poco más del 44% correspondió a la comercialización de la versión con pantalla OLED (1,52 millones). El resto de las ventas se las repartieron entre la versión estándar (1,32 millones) y la Nintendo Switch Lite (590.000).

De todos modos, más allá de apuntar con fuerza a la temporada navideña, Nintendo cuenta con otros planes complementarios. El próximo 26 de agosto, por ejemplo, llegará al mercado una versión especial de la Switch OLED para celebrar el lanzamiento de Splatoon 3.

Deja un comentario

Deja tu comentario