Uno de los puntos más criticados de los productos de Apple, principalmente durante los últimos años, es un su bajo índice de reparabilidad. Sin embargo, en el caso específico de los nuevos MacBook Pro de 14 y 16 pulgadas, los de Cupertino harán más fácil el proceso para reemplazar la batería. Lo anterior ha sido comprobado por iFixit, que ya ha podido ver las "entrañas" de la portátil más reciente de Apple.

Según iFixit, el procedimiento para reemplazar la batería del nuevo MacBook Pro es el más "amigable" desde el modelo de 2012. Evidentemente, es una declaración que no se puede tomar a la ligera dado lo complejo que era sustituir este componente en la anterior generación. De hecho, se debía reemplazar la carcasa superior (donde está el teclado y la Touch Bar) en su totalidad. Afortunadamente esto quedó atrás.

Con el nuevo MacBook Pro, la batería no se encuentra debajo la placa lógica. Es decir, extraerla es más sencillo porque no es necesario retirar otros componentes importantes previamente. Además, Apple ha introducido un sistema de "pestañas" que facilitan su extracción sin causar un alboroto. Es muy parecido al que encontramos actualmente en los iPhone y MacBook Air.

MacBook Pro | iFixit

Eso sí, para extraer la celda central del ordenador, es necesario quitar el trackpad para encontrar las pestañas indicadas. Pese a lo anterior, en iFixit vuelven a hacer énfasis en que esta es la primera vez en mucho tiempo que los usuarios pueden hacer el reemplazo de la batería por sí mismos. Evidentemente, se requieren las herramientas adecuadas y ser muy cuidadosos durante el procedimiento.

Los técnicos de iFixit señalan que todavía hay mucho por descubrir en el interior del nuevo MacBook Pro. No obstante, el hecho de saber que la batería se puede reemplazar con relativa facilidad, sin duda es una buena noticia para los afortunados propietarios de la portátil.

El nuevo MacBook Pro comenzó a llegar a las manos de sus compradores durante la presente semana. Eso sí, para quienes apenas se están decidiendo por adquirirla en España, los tiempos de entrega podrían demorarse más de un mes (hasta principios de diciembre). En el caso de México todavía seguimos pendientes de su fecha de lanzamiento, que no debería tardar mucho.