Amazon Prime Video puede que no aún no esté a la altura de otros servicios de streaming con catálogos tan extensos o franquicias exclusivas que les permitan tener un prestigio particular. Aunque eso es discutible, algo que no parece serlo es su esfuerzo por generar propuestas con un tono robusto, historias interesantes y, a su vez, bien desarrolladas. En ese sentido, una de las más recientes es Le bal des folles (The Mad Women's Ball) de Mélanie Laurent, que se estrenará el próximo viernes 17 de septiembre.

Esta película de suspense francesa está basada en la obra literaria Le bal des folles de Victoria Mas. La producción cuenta con el guión de los hermanos Deslandes, Laurent y Christophe, con la dirección de Mélanie Laurent. Es importante prestar atención al nombre de la directora porque es una de las primeras sorpresas que se encuentran en el trabajo.

Ella, recordada por Bastardo sin gloria (Quentin Tarantino, 2009), se presenta en dos roles clave dentro de la producción. Uno es protagónico, interpretando el papel de Geneviéve. Ella es una de las enfermeras que trabaja el Hospital de la Pitié-Salpêtrière, un centro médico real e histórico en París, en el que internaban a mujeres durante el Siglo XIX. El segundo rol es su fase como directora. Aunque no es el primer proyecto que dirige, puede que sí sea el más importante. The Mad Women's Ball es una obra poderosa. 

Una mirada al pasado
(que se parece al presente)

Le bal des folles pone el foco en la relación que los hombres sostienen con las mujeres. Aunque es una película de época recreada de manera eficiente en Hospital de la Pitié-Salpêtrière y con un vestuario impresionante, Le bal des folles deja la sensación de que aquello no quedó tan atrás. Por eso, más allá de que el tema general parezca común, la producción no lo es. Todo comienza con la protagonista del relato, Eugénie, interpretada por Lou de Laâge. Ella puede comunicarse con el más allá, acercando verdades que no siempre resultan convenientes. 

¿Cuál es la reacción natural de su entorno? Pensar que está loca. Aquello, en una época donde el prestigio y la reputación tenían una dimensión distinta a la actual, es una mancha en el nombre de la familia. Entonces, Eugénie es internada en ese centro donde se encuentra con Geneviéve. Aunque en un principio no queda claro qué ocurre con Eugénie, el propio relato va descubriendo cosas y, lo más importante, su entorno va comprendiendo que no se trata de un problema psicológico. 

Durante las distintas secuencias de Le bal des folles en las que participa Lou de Laâge su actuación se lleva todas las miradas. No sólo resulta verosímil sino que también conmueve. A ratos es tal la intensidad que transmite que genera una suerte de miedo. Eso levanta la sospecha de que The Mad Women's Ball, antes que una película de suspenso, puede ser un film de terror. No llega a tanto, pero la interpretación queda sobre la mesa: ¿acaso las mujeres no han estado expuestas desde hace siglos a algo bastante parecido a un manicomio administrado por los hombres?

Así de cruda es la apuesta de Mélanie Lauren, quien declaró hace poco que el nacimiento de su hija la inspiró a hacer una película con una mirada feminista. 

Prueba Amazon Prime Video totalmente gratis durante 30 días y disfruta del catálogo completo de la plataforma sin límites. Solo con darte de alta tendrás acceso instantáneo a las mejores películas y series, además de envíos gratis en Amazon y otras ventajas..

'Le bal des folles' y la riqueza
de las interpretaciones

A medida que Le bal des folles avanza no solo queda claro el desprecio de parte de la clase dominante hacia las mujeres y sus problemas. También, como parte de un problema de género más complejo y de una serie de cambios que no van en una sola dirección, las mujeres del relato parecen estar entrampadas en ideas y conductas que las atomizan. 

Ese lado lo interpreta, también de gran manera, Emmanuelle Bercot. La actriz es una de las enfermeras responsables de cuidar a Eugénie y quien está en constante contacto con Geneviéve al ser empleada del mismo lugar. Bercot hace todo lo posible por sostener conductas que, vistas desde una perspectiva de género actual, evocan a cualquier clase de filosofía menos a la sororidad. 

A partir de las relaciones que se producen entre ella, se filtra otro de los mensajes que parece querer sugerir la directora Mélanie Laurent a través de Le bal des folles: puede que, en ocasiones, las mujeres no solo tengan que encarar al machismo sino a las creencias culturales, también machistas, que otras mujeres cargan. Las posibles interpretaciones que se pueden hacer de Le bal des folles la convierten en una producción inteligente. Siendo crítica con el tema que aborda y con el espectador no llega a saturarle pero sí lo interpela, de la mano de una serie de actuaciones sólidas y de haber bebido, quizá, de series como El cuento de la criada.

Amazon Prime Video continúa explorando temas actuales con perspectivas atractivas, como ya hizo a través de Nine Perfect Strangers y alguna más. Al menos en los casos citados, la presentación ante el espectador invita a la curiosidad. Luego de ese paso, con proyectos como éste de Mélanie Laurent, la reflexión está un poco más cerca.