Acceder a páginas web, ver vídeos online o jugar con tus amigos desde la seguridad y privacidad que te ofrece la tecnología VPN no tiene precio. Bueno, sí lo tiene si acudes a una VPN de pagocomo las que vimos recientemente. Y es que hoy en día resulta importante proteger tus datos si accedes a internet desde fuera de casa. Eso y acceder a todo ese contenido que no puedes leer, oír o ver por culpa de las limitaciones geográficas. Pero también existen alternativas en forma de VPN gratis para todo aquel que quiera probar o acceder de manera puntual.

Obviamente, además del precio, existen diferencias entre las VPN gratis y las de pago. En primer lugar, con una VPN de pago tienes más libertad de elección sobre la ubicación del servidor. En una VPN gratis, como mucho, puedes elegir el continente. También suelen haber límites en la cantidad de datos mensuales. Como ocurre con tu plan de datos móviles, al llegar al límite, no puedes seguir usando la VPN o deberás contratar la versión comercial.

Otro detalle a tener en cuenta si vas a usar una VPN gratis tiene que ver con su seguridad. Pero, ojo, lo mismo tienes que mirar en una VPN comercial o de pago. Ese detalle es si el responsable de la VPN guarda un registro de tus datos. Muchos proveedores de VPN se comprometen a no realizar esa actividad, ya que supone un problema para ti si esos datos caen en malas manos. La mejor garantía es que la VPN que elijas siga una política de no registro o no logs en inglés.

Veamos varios ejemplos de las mejores VPN gratis que encontrarás. Hay muchas más, pero estas son las más equilibradas en cuanto a prestaciones y calidad del servicio.

Hotspot Shield

Uno de los primeros servicios VPN que se dieron a conocer fue Hotspot Shield, que hoy en día sigue combinando el modelo de VPN gratis con el de pago. Disponible para Windows, Mac, Android y iOS, dispones de 15 GB al mes para usar.

La velocidad, según los expertos, es la adecuada. Y según ellos, “No recopilamos, almacenamos ni compartimos sus datos”. Eso sí, sólo puedes acceder a un dispositivo a la vez y no puedes elegir la ubicación del servidor VPN. A cambio, la velocidad obtenida es de 2 Mbps.

La versión de pago ofrece más de 115 ubicaciones, velocidades de hasta 1 Gbps según tu conexión, 5 dispositivos por usuario, optimizado para ver streaming y jugar online, etc.

ProtonVPN

Si hablamos de VPN gratis no puede faltar ProtonVPN, la VPN de los responsables de ProtonMail, un servicio de correo electrónico seguro y anónimo para periodistas y activistas. Con sede en Suiza, ofrece buenas velocidades y puedes instalarlo en Windows, Mac, Linux, Android y iOS.

Sus características son muy prometedoras: 23 servidores en 3 países, no tiene límite de ancho de banda, ofrece velocidades medias, teniendo en cuenta que sus servidores alcanzan velocidades de hasta 10 Gbps, puedes usarlo en un dispositivo a la vez y tiene política de no logs, es decir, que no guarda registro del usuario,

En la versión de pago también admite uso de P2P, integra también Tor para ampliar el anonimato, bloquea publicidad a través de NetShield, etc. Además, amplía los servidores a 350 en 40 países y puedes realizar 2 o 10 conexiones simultáneas, según el plan elegido.

Hide.me

Dice ser la VPN más rápida, aunque eso dicen todas. Hide.me emplea el protocolo VPN WireGuard para su funcionamiento. Puedes instalarlo en prácticamente cualquier dispositivo. Aunque deberás usarlo en un dispositivo cada vez. En cuanto al uso de datos al mes, están limitados a 500 MB al día.

En su favor, no requiere registro, soporta P2P, no limita el ancho de banda y en su versión de VPN gratis tiene 5 ubicaciones a elegir de los servidores. La versión de pago sube hasta los 75 servidores por todo el mundo y 10 dispositivos conectados al mismo tiempo.

Quienes lo han probado dicen que ofrece una buena velocidad de subida y bajada. Tal vez la única sombra de esta VPN gratis es que guarda registros anónimos. Si algún día caen en malas manos, quién sabe qué datos se filtrarán.

WARP

Cloudflare es una importante empresa de internet que se dedica a ofrecer servicios de DNS, CDN, proxy inverso, etc. Es posible que alguna vez hayas intentado entrar en una página web caída y hayas visto un mensaje de Cloudflare en su lugar.

Esta empresa se ha hecho popular en los últimos años por sus servicios de CDN pero también por “regalar” unos servidores DNS alternativos, 1.1.1.1. Eso y una VPN propia, WARP. Ambos se ofrecen juntos a través de su aplicación oficial para Windows, macOS, Linux, Android y iOS.

Por defecto, la VPN de WARP es gratuita y emplea BoringTun para el cifrado, una implementación de WireGuard, uno de los estándares de VPN más usados. Su versión de pago es WARP+ y cuesta 3,99 € al mes. Su principal baza es que te permitirá acceder a internet a mayor velocidad.

Aunque WARP es una VPN al uso, no permite elegir servidores, por lo que no puedes usarlo para acceder a contenido bloqueado por ubicación.

Opera VPN

En esta lista merece estar Opera VPN, la VPN gratis de Opera. Integrada con Opera, está disponible para Windows, Mac, Linux y Android.

Entre sus ventajas, es muy fácil de usar. Una vez activada, ofrece VPN gratis sin límite de datos. Eso sí, mostrará los datos procesados para uso estadístico. Además, puedes elegir una ubicación virtual entre Europa, Asia y América para así acceder a contenido bloqueado por limitaciones geográficas.

Otro detalle importante. Al no haber registro, no recopilan datos. “Nuestra VPN es un servicio sin registro, por lo que no recopilamos ningún tipo de información que pase por los servidores de nuestra VPN”.

Además de estas VPN gratis encontrarás muchas más. Algunas son muy populares, como TunnelBear, limitada a 500 MB mensuales y una conexión cada vez. U hola!, que puedes instalar en prácticamente cualquier dispositivo y ofrece servidores en más de 190 países pero tiene un límite de uso diario.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.