Aunque sea un proceso que hacemos prácticamente una media de entre dos y tres veces al día, la realidad es que en la mayoría de ocasiones, no nos cepillamos bien los dientes. A la hora de realizar un correcto cepillado de dientes, fallan dos cosas: la primera es el tiempo que le dedicamos, casi siempre insuficiente, y la segunda, la técnica, no llegando a todas las zonas y dejando algunas zonas sucias.

Una mala limpieza bucodental puede llegar a causar la pérdida del diente u enfermedades como la gingivitis. Y-Brush es el cepillo de dientes que promete que tengamos una limpieza completa para una boca sana. 

Cepillado completo en aproximadamente 10 segundos 

Según el colegio oficial de dentistas, todo el mundo debería cepillar sus dientes una media de dos o tres veces al día por un tiempo no inferior a los dos minutos. También recomiendan que cada persona cambie de cepillo como mucho cada tres meses. Sin embargo, estas cifras están lejos de la realidad en muchos países y el tiempo de cepillado es en torno a un minuto mientras que, el cambio de cepillo, en muchas ocasiones, se produce únicamente una vez al año. 

Si los cepillos eléctricos marcaban el punto más alto en la evolución del cepillado, el siguiente paso viene de la mano de Y-Brush, un revolucionario cepillo con origen en Francia que, desarrollado en estrecha colaboración con los dentistas de todo el mundo, ofrece la mayor eficiencia y limpieza de nuestra boca en sólo diez segundos. 

“Si comparamos los dos minutos del cepillado tradicional con los diez segundos de Y-Brush, el ahorro de tiempo es brutal y, si tenemos en cuenta los resultados, la eficiencia también.”

Para su diseño y desarrollo, Y-Brush ha pasado por exigentes pruebas de eficacia, como la medición del índice de la placa en cada boca en más de 50 personas antes y después de su utilización. El resultado mostró cómo la tecnología de Y-Brush era capaz de eliminar más placa que tras la limpieza realizada con un cepillo de dientes estándar. 

Cómo funciona Y-Brush

Los cepillos eléctricos de dientes ganaron la partida a los cepillos tradicionales hace años, sin embargo, en muchas ocasiones, aunque ofrecen un cepillado correcto, no son infalibles y no garantizan una limpieza completa.

El cepillo supersónico de Y-Brush simula una funda dental que se ajusta perfectamente a cada mandíbula. Utiliza una tecnología propia y pionera en todo el mundo por la cual, más de 35.000 filamentos de nylon flexible, más finos que el cabello humano, se mueven a gran velocidad para limpiar toda la superficie bucal. Estos filamentos, a diferencia de otros materiales, como la silicona, que vemos en otros cepillos, son capaces de eliminar toda la placa dental. 

El aspecto más diferenciador de Y-Brush frente al resto de cepillos es que, una vez que lo tengamos en la boca, sus filamentos limpian todas las caras de los dientes a la vez en pocos segundos, en lugar de tener que limpiarlos uno a uno como hacemos con un cepillo tradicional.

Una vez introducido en la boca, cada usuario puede seleccionar uno de los tres modos de vibración que existe y que mejor se ajuste a lo que necesite. 

La clave del cepillo Y-Brush está en las vibraciones de estos filamentos, que son las mismas que se utilizan en los cepillos de dientes sónicos, rozando la superficie del diente y eliminando por completo la placa dental. 

“35.000 filamentos de nylon se mueven a gran velocidad para limpiar la superficie de la boca, dientes y encías, en un tiempo récord.”

La colocación de los filamentos también es importante, se encuentran en un ángulo de 45º con respecto a las paredes del cepillo. Esta inclinación es la misma que recomiendan los dentistas de todo el mundo cuando usamos el cepillo de dientes manual, desde la encía hasta el diente. 

Pero Y-Brush no sólo limpia la superficie del diente sino que también actúa sobre la encía, aplicando un suave masaje sobre la superficie y llegando incluso a los espacios interdentales, donde los cepillos de dientes tradicionales tienen más dificultad para llegar. 

Todo esto hace que, como resultado, se reduzca el tiempo de cepillado desde los dos minutos hasta un tiempo aproximado de entre 5 y 15 segundos. 

Dónde encontrar Y-Brush

Los cepillos Y-Brush están disponibles tanto para adultos como para niños, y se comercializan en diferentes packs en función de la necesidad de cada persona. En su página web podremos encontrar desde un pack básico o de inicio, compuesto por 1 mango, 1 cepillo, 1 cable USB y el acceso al programa de asistencia por un precio de 124,99 euros; hasta un pack dúo compuesto por 1 mango, 2 cepillos, 1 cable USB, 1 soporte de almacenamiento, 1 estuche de viaje, 1 aplicador de pasta de dientes para adultos y acceso al programa de asistencia por un precio de 169,90 euros. Desde Y-Brush además han puesto en marcha un descuento de diez euros para todos los lectores de Hipertextual, poniendo el código HIPERTEXTUAL a la hora de realizar el pedido. 

Para los más pequeños tenemos también un pack infantil por 124,99 euros.

Por último, aunque es un producto desarrollado en Francia, tras la compra se envía en 24 horas a cualquier parte del mundo, por lo que no se hará esperar demasiado. 

Nuestra sugerencia es que visites su página web para encontrar toda la información relacionada y eches un vistazo a su catálogo de productos. Sin duda se trata del mejor complemento para nuestra salud bucodental. 

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.