El programa Artemisa o Artemis, que pretende llevar “a la primera mujer y al próximo hombre astronauta” a la Luna, está liderado por la NASA, pero en el proyecto colaboran diversas agencias espaciales.

Entre ellas figura la Agencia Espacial Europea (ESA), que esta semana ha firmado un nuevo contrato con la compañía Airbus para fabricar tres Módulos de Servicio Europeo (ESM) como parte de la nave Orion en la que viajarán los astronautas.

Los Módulos de Servicio Europeo (ESM) proporcionan electricidad y propulsión para la nave Orion, además de facilitar aire y consumibles a los tripulantes durante su viaje a la Luna

Los ESM proporcionan electricidad, propulsión, aire y los consumibles que los tripulantes necesitan para vivir. De forma muy similar a como una locomotora mueve los vagones de pasajeros y suministra energía, se encargará de llevar el módulo tripulado de Orion a su destino y traerlo de vuelta a la Tierra.

Los tres nuevos módulos ESM, que se suman a otros tantos ya en producción, se integrarán en Bremen (Alemania). Por su parte, la construcción y la provisión del hardware y los componentes correrá a cargo de empresas en diez países europeos: Bélgica, Dinamarca, Francia, Alemania, Italia, Holanda, Noruega, España, Suecia y Suiza.

Estos módulos son cilindros de cuatro metros de diámetro y altura, presentan cuatro paneles solares de 19 metros de envergadura una vez desplegados y son capaces de generar suficiente energía para dos hogares.

Las 8,6 toneladas de combustible de cada unidad puede alimentar un motor principal y 32 propulsores menores. Estas también proporcionan a la tripulación los elementos clave de soporte vital, como agua y oxígeno, y regulan el control térmico mientras están acopladas al módulo tripulado.

“El contrato que hemos firmado redobla el compromiso de Europa de proporcionar el hardware vital para enviar a la humanidad a la Luna a bordo de Orion”, subraya David Parker, director de Exploración Humana y Robótica de la ESA.

Junto con los elementos que estamos construyendo para la estación orbital lunar Gateway –añade–, es una forma de garantizar una plaza para que los astronautas de la ESA exploren nuestro sistema solar y afianzar el empleo y los conocimientos técnicos en Europa”.

Por su parte, Andreas Hammer, director de Exploración Espacial de Airbus, también destaca que Europa ha entrado en una nueva década de exploración: “Es un socio fuerte y de confianza para las misiones Artemis de la NASA, y estos módulos representan una contribución crucial”.

Calendario del programa Artemisa

Artemis I, que supone el primer vuelo de pruebas sin tripulación de Orion con su ESM-1, se está preparando y cargando de combustible en el Centro Espacial Kennedy de Florida (EE UU) de cara a su lanzamiento a finales de este año.

La siguiente misión, Artemis II, llevará a los primeros astronautas a la órbita lunar y los traerá de vuelta a la Tierra. La integración de su módulo ESM-2 está finalizando en Bremen. Luego se someterá a diversos ensayos antes de trasladarlo a EE UU a finales de verano. En esta segunda fase hasta cuatro astronautas orbitarán alrededor de nuestro satélite.

Después vendrá Artemis III, la misión con la que la NASA pondrá a la primera mujer y al próximo hombre en la Luna, prevista en principio para 2024, cuando volverán a pisar la superficie lunar los primeros humanos desde diciembre de 1972.

Los módulos anunciados ahora se utilizarán en las misiones Artemis IV a VI. Los dos primeros constituyen la contribución europea a la futura plataforma internacional Gateway, una estación espacial que orbitará alrededor de la Luna y cuyos primeros elementos se podrían lanzar el año que viene.

[atribucion-sinc url=https://www.agenciasinc.es/Noticias/Nuevos-modulos-de-servicio-europeos-para-la-vuelta-de-astronautas-a-la-Luna]

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.