Un sistema operativo razonablemente seguro. Así se presenta Qubes o Qubes OS, un sistema operativo que puedes descargar gratuitamente e instalar en tu computadora. Y lo mejor de todo es que en palabras de Edward Snowden, experto en seguridad, “si te tomas en serio la seguridad, Qubes OS es el mejor sistema operativo disponible hoy. Es el que uso y es gratuito”.

Puede que hasta ahora no supieras de Qubes, pero Edward Snowden se hizo mundialmente famoso por descubrir los entresijos del espionaje estadounidense. Exiliado a Rusia, Snowden trabajó para la CIA y la NSA. Y si se encuentra en búsqueda y captura por parte de Estados Unidos es por desvelar la existencia de PRISM, un programa de vigilancia digital que la NSA puso en marcha para tener acceso a las comunicaciones y datos de gigantes de internet. Con el pretexto de luchar contra el terrorismo y el ciberterrorismo, los servicios secretos estadounidenses tuvieron acceso a comunicaciones y datos de bancos, empresas, políticos y de cualquiera que usara los servicios de las empresas “pinchadas”.

Así que si alguien como Snowden recomienda un sistema operativo para proteger tu seguridad y privacidad en internet, deberíamos tomarnos su recomendación en serio. Es más, si la opinión de Snowden no te dice nada, hay otros muchos expertos que también han hablado bien de Qubes, como Bill Budington, de la Electronic Frontier Foundation, Vitalik Buterin, creador de Ethereum o Isis Agora Lovecruft, desarrolladora del Proyecto Tor.

¿Qué es Qubes?

Basado en Linux, Qubes o Qubes OS podría incluirse entre las decenas de sistemas operativos Linux que podemos encontrar en internet. Pero hay muchos detalles que lo hacen diferente. Para empezar, emplea la virtualización de Xen para crear compartimentos aislados y seguros llamados qubes, en castellano cubos pero con q.

En realidad, esos qubos son máquinas virtuales para diferentes usos y que se basan en otros sistemas operativos como Fedora, Debian, Whonix y Windows. Los dos primeros son dos de las distribuciones Linux más populares. Windows no necesita presentaciones, y Whonix es una distro basada en Debian y que integra Tor, un software para acceder a internet de forma anónima.

Pero hay más. Cada función específica tiene su propia máquina virtual. Una para almacenar tus contraseñas, otra para gestionar las conexiones a internet, otra para filtrar esas conexiones a través de un cortafuegos… Incluso tiene una máquina virtual cuya única función es gestionar los dispositivos externos como pendrives o memorias USB.

En definitiva, de lo que se trata es de aislar cada tarea y proceso del ordenador para que ninguno de ellos tenga acceso al resto. O explicado de otra manera, poner capas y capas de seguridad para que quien quiera acceder a nuestro ordenador o interceptar nuestros datos lo tenga muy difícil.

Junto a la seguridad y privacidad, Qubes tiene otras ventajas asociadas, como la posibilidad de emplear varios sistemas operativos a la vez. Al contar con máquinas virtuales preconfiguradas, tú no tendrás que configurarlas ni instalar los sistemas operativos. Todo está listo para funcionar desde el primer momento. Y una vez cierres la máquina virtual, se borrará para no dejar rastro.

Seguridad informática para todos

En palabras de sus creadores, “Qubes ofrece seguridad útil y práctica a individuos vulnerables y vigilados como periodistas, activistas, filtradores e investigadores”. Su propósito es proteger al usuario de sus propios errores, bien por omisión o por desconocimiento. Y es que cualquier sistema de seguridad puede ser penetrado por su lado más débil, que en ocasiones somos nosotros mismos.

Es de agradecer que un sistema operativo especializado en seguridad se enfoque hacia usuarios que no tienen porqué saber manejar esas herramientas de seguridad. Con todo, para perderle el miedo, dispone de vídeos para aprender sobre su uso, así como un manual de uso.

En la práctica, con Qubes puedes hacer cualquier cosa. Desde enviar y recibir correos electrónicos a navegar por la Web, escribir documentos o reproducir música o vídeo. La particularidad es que en vez de abrir aplicaciones sueltas, estarás usando qubes que actúan de intermediarios.

Máquinas virtuales simultáneas. Al leer esto, lo primero en lo que podemos pensar es que necesitará un ordenador potente. Qubes funciona bien en ordenadores portátiles, computadoras de sobremesa, estaciones de trabajo y servidores. En su lista de hardware compatible podrás comprobar si tu modelo concreto es compatible.

En cuanto a requisitos de hardware, necesitarás un PC con procesador Intel o AMD (de 32 o 64 bits), 4 GB de RAM y 32 GB de espacio disponible. Si bien, para que todo funcione como la seda es recomendable subir a 16 GB de RAM y 128 GB de espacio. Unos requisitos aceptables para ordenadores actuales.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.