Aunque internet se ha hecho con el favor del público, la radiodifusión sigue teniendo millones de adeptos por todo el mundo. Y esto incluye la posibilidad de transmitir señal de radio con tu propia emisora de radio, aunque sea a distancias cortas empleando la frecuencia modulada que conocemos desde hace décadas.

Una de las muchísimas cosas que podemos hacer con una Raspberry Pi es convertirla en un dispositivo transmisor de señal, una emisora de radio casera con la que enviar señal de radio, y todo ello sin excesivos preparativos. Los elementos necesarios son muy accesibles y el software lo podemos descargar gratis.

A continuación repasamos todo lo que necesitamos para poner en marcha una emisora FM casera para probar y trastear con la radiofrecuencia. También te servirá para jugar con tu Raspberry Pi y descubrir todos sus componentes internos.

Ingredientes para tu emisora de radio

Lo primero que vamos a necesitar, obviamente, es una Raspberry Pi. Nos sirve cualquiera de ellas, tanto la última como modelos anteriores y más económicos. Sólo tendremos que instalarle Raspbian y activar la SSH. También deberá estar conectada a la corriente con su adaptador correspondiente y tener conexión a internet, bien por Ethernet o por WiFi.

Para que la Raspberry Pi haga de emisora de radio, necesitaremos un cable de cobre y un conector de pin hembra. La extensión del cable dependerá de la frecuencia que queramos alcanzar.

Primero, la antena emisora de radio

El paso más complicado a nivel de hardware consiste en convertir una Raspberry Pi en una emisora de radio. Para ello deberemos colocar nuestra antena, que emitirá la señal FM. En principio no necesitamos ningún elemento externo complicado, ya que la placa Raspberry cuenta con un pin genérico llamado GPIO.

En concreto, necesitaremos el pin llamado GPIO 4, el cuarto de la columna izquierda si colocamos la Raspberry Pi con las entradas USB abajo. Los pines quedarán arriba a la derecha. En ese pin conectaremos el cable de cobre que hace de antena. Pero no podemos colocarlo directamente, necesitaremos un conector de pines.

Otra posibilidad más práctica consiste en adquirir un módulo de radio FM. Los puedes encontrar en tiendas online a un precio módico y las hay que sirven tanto para Arduino como para Raspberry Pi. Eso sí, deben de ser transmisor de señal, no receptor.

Segundo, el software para la emisora FM

Para que nuestra Raspberry Pi se convierta en emisora o transmisora de señal de radio, necesitaremos instalarle cierto software. Hay varias opciones disponibles, como PiFM de Richard Hull o FM Transmitter de Marcin Kondej. Ambos son igualmente válidos.

Si optamos por PiFM, deberás de descargar este archivo y descomprimirlo. Luego deberás compilar el código dentro de su carpeta con la orden

gcc -lm -std=c99 pifm.c

Si todo va bien, se habrá creado un archivo llamado a.out que puedes ver con la orden ls en el Terminal. Finalmente, tendrás que ejecutar el software en modo superusuario con la orden

sudo ./a.out sound.wav

Con esa misma orden, pero añadiendo una cifra, podrás cambiar de frecuencia. Por ejemplo, sudo ./a.out sound.wav 100.1 para emplear la frecuencia 100.1 correspondiente.

Con el software FM Transmitter, el proceso es también sencillo. Primero instalamos GIT con la orden

sudo apt-get install git

El segundo paso es clonar el repositorio del software que queremos con esta orden

git clone https://github.com/markondej/fm_transmitter.git

Luego entramos en su carpeta con la orden cd fm_transmitter y compilamos el software con la orden make. Si todo va bien, ya solo nos quedará poner en marcha la emisora de radio con una orden como la siguiente

sudo ./fm_transmitter -f 102.0 acoustic_guitar_duet.wav

De esa orden, -f 102.0 significa la frecuencia por defecto que queremos emplear. El resto de la orden es el nombre del archivo que vamos a reproducir en nuestra emisora. Encontrarás más información sobre este software en su página de GitHub.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.