Poco a poco, Zenkit va ampliando su ecosistema productivo. Al principio nació como una alternativa a los gestores de proyectos como Jira, Asana o Trello. Y con el tiempo ha incorporado un gestor de tareas al estilo del ya difunto Wunderlist, ahora reconvertido en Microsoft To Do.

Pero no hay dos sin tres. Los responsables de Zenkit han visto que sin comunicación cuesta organizarse, en especial si teletrabajas y no ves físicamente a tus compañeros de trabajo. La solución pasa por emplear una herramienta de videollamada o de mensajería instantánea que permita fluir la comunicación. Así pues, Zenkit ha optado por lanzar su nuevo producto, Zenchat, una app imprescindible en tiempos de teletrabajo.

Disponible en versión Web y con aplicaciones para Windows, Mac, Linux, iPhone y Android, la propuesta de Zenchat combina la mensajería instantánea con las tareas. Un dos por uno gratuito para uso personal con el que organizarte mientras mantienes conversaciones individuales o en grupo.

Chat + Tareas = Zenchat

Su nombre ya es una declaración de intenciones. Zenchat parte de las características que ya incorpora en sus productos hermanos para gestionar tareas y le añade la posibilidad de mantener conversaciones en tiempo real.

Aunque nos venga a la mente Slack como referente de la mensajería instantánea para el ámbito profesional, el aspecto de Zenchat te recordará más a aplicaciones con una interfaz más simplificada como Mensajes de Apple, Telegram o WhatsApp. La idea es centrarnos en los mensajes y en hablar con amigos, conocidos o compañeros de trabajo en conversaciones individuales o de grupo, sin adornos ni opciones que nunca usaremos.

Eso sí, a partir de lo que en apariencia es una app de mensajería, Zenchat facilita la tarea de marcar mensajes como tareas y crear así listas de tareas de lo más práctico. Como mensajería, puedes enviar mensajes de texto, imágenes y archivos adjuntos, mensajes de voz y vídeo, etc. Por descontado, un buscador de mensajes integrado. Y en el futuro también tendremos la posibilidad de realizar audiollamadas y videollamadas.

A partir de aquí, puedes marcar mensajes y configurar listas de tareas visibles desde la esquina superior derecha de la aplicación. Es más, puedes combinar Zenchat con Zenkit To Do para manejar las tareas en ambas aplicaciones.

Otras particularidades de Zenchat son la opción de trabajar sin conexión o poder crear tareas nuevas a partir de correos electrónicos enviados a una conversación. Tan simple como suena.

Para tus amigos y para tu equipo

Decíamos que puedes usar Zenchat gratuitamente para uso personal o familiar. Podrás crear conversaciones privadas o de grupo de hasta 2.000 participantes, hasta cinco de cada una. También tendrás 500 MB para adjuntar archivos y el historial almacenará cuatro semanas. Eso y 5.000 tareas a gestionar directamente desde tus conversaciones.

Y si quieres ir más allá, mediante suscripciones de pago podrás ampliar las limitaciones a una mayor cantidad de chats simultáneos, más espacio para archivos (6 GB, 600 GB), un historial de conversaciones de dos años o ilimitado, etc.

Otra particularidad de la versión de pago de Zenchat es que en la parte de tareas contarás con recordatorios para no olvidar reuniones, entregas o finalizaciones de proyectos. Eso y la posibilidad de decidir qué papel tendrá cada usuario en un equipo con jerarquías.

Es más, en el ámbito de empresas y grandes organizaciones, se añaden funciones avanzadas como administración mediante SSO basada en SAML, soporte para proveedores SCIM y medidas de seguridad como verificación en dos pasos

En definitiva, Zenchat se une a la familia de Zenkit complementando sus actuales aplicaciones que, además, puedes combinar a tu gusto. Una manera práctica y zen de mantenerte organizado y conectado con tu equipo de trabajo.