Si bien la Xbox Series X estará disponible hasta el próximo 10 de noviembre, algunos medios estadounidenses ya la tienen en sus manos desde la semana anterior. Así pues, los susodichos han compartido sus primeras impresiones y existen algunos detalles interesantes que podemos destacar. Una de las mayores dudas de los consumidores era la siguiente: ¿Cuánto espacio de almacenamiento libre ofrecerá el SSD de la consola? Hoy por fin se resolvió la duda.

De acuerdo a la información de IGN, la Xbox Series X tiene 802 GB libres para instalar juegos y aplicaciones. Es decir, el sistema operativo ocupa casi 200 GB. Es una cifra alta, evidentemente, pero es lo que muchos esperábamos. Otro punto interesante —y que ya conocíamos— es que podrás conectar un SSD/HDD externo para almacenar los juegos de generaciones anteriores (Xbox, Xbox 360 y Xbox One), permitiendo así ahorrar espacio interno de la Xbox Series X.

No obstante, los títulos next-gen deben estar guardados en el SSD interno o bien, en la tarjeta de expansión que se venderá por separado. Esta última, creada junto a Seagate, tendrá un precio de 249,99 euros en España o 7,999 pesos en México. Sin embargo, son precios que la mayoría de consumidores no están acostumbrados a pagar para ampliar el almacenamiento de su consola. Será interesante ver si el costo disminuye con el paso de los años.

Una preocupación latente entre la comunidad de jugadores tiene que ver con el espacio que ocuparán los títulos de siguiente generación. Y es que actualmente ya es posible encontrar juegos que superan los 100 GB —saludos, Call of Duty: Warzone—. Si esos números continúan creciendo, es un hecho que la Xbox Series X y PlayStation 5 se quedarán cortos de almacenamiento en un parpadear de ojos. Lo más conveniente será borrar aquellos juegos que ya no disfrutamos para liberar el SSD.

El caso de la Xbox Series S no es menos preocupante, pues su almacenamiento es de 512 GB. Pese a lo anterior, Microsoft ya aclaró que los juegos de esta consola ocuparán menos espacio, pues no harán uso de texturas 4K y otros elementos que solo estarán disponible en la Xbox Series X. Desconocemos si la consola de menores prestaciones también destinará 200 GB para el sistema operativo; en las próximas semanas seguramente se resolverá esa duda.