En unas pocas décadas, hemos pasado de usar el ordenador para interactuar con aplicaciones y juegos de escritorio a hacerlo a través del navegador con equivalentes online. Piénsalo. ¿Qué podrías hacer delante del PC si no tuvieras internet?

Para bien o para mal, en la actualidad contamos con herramientas y aplicaciones web que nos brindan la posibilidad de editar textos, tratar fotografías o incluso montar vídeos o audio desde el navegador, sin que tengas que instalar una aplicación adicional.

Esto tiene sus implicaciones. Por ejemplo, que el navegador se llene de enlaces a aplicaciones y que se mezclan con enlaces a artículos o páginas web de lo más variado. ¿La solución? Organizar tus aplicaciones web en un escritorio online siempre accesible.

Aplicaciones online, escritorio online

Su nombre es Desktop, escritorio en inglés. Su propósito es ayudarte a gestionar las aplicaciones online que empleas a diario desde un mismo lugar. Nada nuevo pero que te será de gran utilidad si utilizas dos o más ordenadores o dispositivos conectados.

Hay quien simplemente guarda los enlaces a esas aplicaciones en una carpeta del navegador. Hay quien crea accesos directos en el escritorio de su PC o Mac. Pero la ventaja de Desktop es que facilita la tarea de clasificar esas aplicaciones por función. Eso y que esté disponible en todos tus dispositivos.

Así, si trabajas con Trello, Slack, Google Calendar, Google Drive, Gmail, Facebook Messenger, Zoom, Evernote, WhatsApp, Facebook, LinkedIn, WordPress, MailChimp, Asana y un largo etcétera, podrás tenerlas todas enlazadas en tu perfil de usuario de Desktop.

En la práctica, Desktop actúa como un repositorio de enlaces. Por defecto, sirve para enlazar aplicaciones web, pero también podrás usarlo para enlazar directamente páginas web, noticias, artículos o cualquier sitio web de tu interés.

Otra utilidad es que Desktop cuenta con su propia AppStore, es decir, con un catálogo de aplicaciones web compatibles. En ella encontrarás las apps que ya empleas en tu día a día y podrás descubrir nuevas herramientas y probarlas ahí mismo.

Por lo demás, Desktop tiene dos versiones, una gratuita y otra de pago. La primera ofrece la posibilidad de donfigurar dos o más escritorios sin límite de enlaces o aplicaciones. En el futuro habrá una versión de pago con más opciones, como compartir tus escritorios o personalizar tu subdominio.

En definitiva, ya no dependes del ordenador en el que trabajas normalmente. Si utilizas aplicaciones online, tu escritorio también puede ser online y acceder a él desde cualquier dispositivo.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.