Al igual que la Dyson V11 Absolute Extra, es un producto que parece que salió de una película de ciencia ficción. Y si la el objetivo fuese tan solo estético, no tiene rival. El Dyson Pure Cool es un ventilador sin aspas que tan solo como accesorio de decoración ya es bastante bonito.

Pero sus funciones son hacer circular el aire, bajar la temperatura de una habitación, informar de la calidad del aire (M 2,5, PM 10, COV y NO₂) y purificarlo.

Bajando la temperatura de una habitación

Como hemos comentado en el pasado, si el objetivo es bajar la temperatura de una habitación sin usar un aire acondicionado, un ventilador que empuja el aire de un punto al otro sirve poco. Simplemente mueve aire caliente.

Para enfriar hay que hacer circular el aire e intentar crear corrientes para que el aire de menor temperatura se mueva a zonas donde hace más calor. Es donde e el Dyson Pure Cool funciona bien: es capaz de mover hasta 290 litros de aire por segundo.

El producto es grande, es alto y llama mucho su atención porque es capaz de hacerlo sin necesidad de aspas, por lo tanto es seguro en caso que haya niños en la casa.

Es bastante potente. En la velocidad más alta, la corriente de aire es fuerte pero inevitablemente hace ruido. En días muy calurosos u olas de calor no queda opción, pero por las noches, mientras miro una serie de TV o estoy cenando, en una velocidad de 3 a 5 es más que suficiente. El sonido no molesta y el chorro de aire es agradable.

Los modos automáticos funcionan bien: durante el día aumenta o disminuye potencia basado en la temperatura de la habitación. Durante la noche apaga la pantalla y no aumenta la intensidad más allá del 4 para no molestar con el ruido.

Purificando el aire

El Pure Cool de Dyson también tiene un purificador de aire que captura gases y partículas contaminantes. Lo hace con dos filtros, un HEPA y otro de carbono.

Según la compañía es capaz de capturar el 99,95% de las partículas ultrafinas en el aire. Se refiere al que pasa por el ventilador, por lo que es realmente efectivo cuando está funcionando a lo largo de varias horas en una misma habitación.

Eso no significa que el ventilador debe estar encendido todo el día para que el filtro esté activo. Este se puede dejar apagado mientras que el purificador sigue funcionando.

Debido a que el Pure Cool es capaz de capturar el polen y alérgenos que circulan en el aire, será especialmente útil para aquellos que sufren durante las primaveras por las alergias.

El insertar y/o reemplazar los filtros HEPA y de carbono es extremadamente simple, es un proceso de menos de 10 segundos entre colocarlos o cambiarlos.

"Oye Siri, enciende el ventilador"

El Dyson Pure Cool se conecta con el smartphone por medio de una aplicación para iOS y Android llamada Dyson Link. La configuración es simple: después de abrir la app pide que la acerques al ventilador y el emparejamiento se hace.

Una vez hecha la primera configuración es posible obtener bastante información del producto. Temperatura ambiente, humedad, la calidad del aire en el interior y el exterior con capacidad de automatizar basado en ciertas condiciones.

La app también genera informe de calidad del aire tanto diarios como semanales.

Ya que el Pure Cool está conectado a internet vía Wi-Fi, se puede controlar el producto desde cualquier lugar, dentro y fuera de casa. Es decir, es posible programarla de forma remota desde cualquier lugar en el mundo.

La app también permite programación de encendido y apagado del Pure Cool por días. Por ejemplo: Si se usa en una oficina se puede configurar para que se encienda por la mañana y se apague a la hora de salida, pero que no se encienda en fines de semana.

Por último: muestra el estado del filtro HEPA y el filtro de carbono, junto con su vida útil.

Si no tienes un smartphone cerca, el Pure Cool viene con un mando a distancia con el cual se puede controlar todas las funciones (menos programaciones) del ventilador.

Me ha resultado especialmente útil el poder activar la integración con Siri. Se pueden crear atajos desde la app de Dyson. De tal forma que puedes activar Siri para que encienda, apague o cambie la intensidad del ventilador.

Es importante aclarar que la Dyson Pure Cool no tiene integración con HomeKit y no es un dispositivo que puedes ver o controlar desde la app Casa en el iPhone, iPad, Mac o Apple Watch.

También tiene integración con Amazon Alexa que funciona de manera similar.

Precio y disponibilidad

El Dyson Pure Cool no es un dispositivo barato. La marca apunta a un segmento de alta gama con productos que cumplen varias funciones útiles para su entorno. Se trata de un ventilador capaz de limpiar una habitación de alérgenos, que se controla por medio de una app en el smartphone y que tiene un diseño de alto nivel.

Su precio es de 559€ y se puede adquirir desde la web de Dyson o desde Amazon.