Mulán, su versión en vivo, se espera para el 24 de julio en cines. Así lo hizo saber Disney a mediados de abril tras lanzar la lista de próximas entregas en las salas tras redefinir su calendario por el parón provocado por el coronavirus.

La realidad es que eran unas fechas bastante optimistas que se presentaban durante el peor momento de la pandemia. La primera de ellas era la versión real de Mulán, la cual debería haber visto la luz a mediados de marzo de este mismo año.

La heroína de Disney por excelencia sería el regreso por todo lo alto para la casa y una vuelta al ruego con un estreno que prometía grandes réditos en taquilla. Especialmente tras el fracaso de Onward, de Pixar, que vivió en sus propias carnes el cierre de todas las salas de cine. Finalmente Disney tomó la decisión de añadir la película a su catálogo de Disney Plus.

Ahora parece ser que Mulán podría sufrir otro cambio en su programación, según datos de THR. Y no sería la única. El estreno del año, Tenet de Nolan, también ha modificado su fecha de salida a dos semanas más, principalmente por el aumento de casos de contagio en Estados Unidos.

Los rumores sobre Mulán no estaría relacionados con Tenet y su competición en las salas, pero sí con la pandemia en el país Norteamericano.

Todas las productoras necesitan que sus pocos estrenos de 2020 sean éxitos de taquilla. Pero en un momento en el que el virus supera al valor del título en las salas, la situación se complica. Independientemente del mercado mundial, principalmente el chino –del que Disney depende en gran medida–, la casa necesita que las salas estén abiertas en Nueva York y Los Ángeles para llegar a un mínimo aceptable de éxito.

La realidad es que los casos de contagio registrados durante los últimos días han retomado cifras de marzo y abril, por lo que la idea de una apertura temprana de las salas no está del todo clara.

La duda, en caso de cambio de fechas, es qué hará Disney con el nuevo emplazamiento. Especialmente si lo que buscan en es llegar al mayor número de espectadores posible. En este sentido, la idea de un estreno en pleno verano no es la más atractiva para la compañía. Ni tan siquiera septiembre.

Esto llevaría a la casa a coquetear con la idea de que Mulán sea el estreno estrella de las Navidades –momento en el que asegura una afluencia de público, si el coronavirus lo permite–. O incluso ya para 2021 si vamos a los escenarios menos optimistas en lo que a la pandemia se refiere.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.