Facebook ha decidido tomar medidas contra uno de los focos más importantes que explotarán las fake news en esta nueva década dentro de su campo de acción en el que busca limpiar la plataforma de contenidos falsos, bulos o medias verdades. En este sentido, la compañía ha anunciado que vetará de forma definitiva los deepfakes, los vídeos que utilizan caras que nos les corresponden para generar mentiras o confusión entre el espectador.

De esta forma, la compañía quiere luchar contra una tecnología que, de un tiempo a esta parte, está acaparando parte de las noticias falsas y que, gracias a la evolución de la tecnología y las herramientas, cada vez es más sencilla de poner en marcha. Vídeos como el del falso Obama, o cambios en la caras de actores reconocidos son una dinámica ya habitual en la redes sociales contra la que Facebook se ha propuesto luchar de forma activa. De esta forma, todos aquellos vídeos que cumplan los siguientes criterios estarán vetados de la red social:

  • Vídeos que se hayan editado o sintetizado, más allá de los ajustes de claridad o calidad, de maneras que no son evidentes para una persona promedio y que probablemente inducirán a error a alguien a pensar que un sujeto del video dijo palabras que en realidad no dijo.

  • Aquellos que sean el producto de la inteligencia artificial o el aprendizaje automático que fusiona, reemplaza o superpone contenido en un video, haciendo que parezca auténtico.

No obstante, no se trata de un prohibición total. Si bien la compañía va a luchar contra los deepfakes de forma activa, va a incluir algunas excepciones que utilizan esta tecnología y que estarán permitidas, al menos de momento, dentro de Facebook y muy posiblemente extensible al resto de servicios y aplicaciones que están bajo el paraguas de la compañía de Zuckerberg, como son los vídeos satíricos o humorísticos que puedan usar esta tecnología.

Además, Facebook ha anunciado que se han asociado con Reuters para ayudar a los medios y profesionales de todo el mundo a identificar deepfakes y vídeos manipulados a través de un curso de capacitación online que será totalmente gratuito.