Gerald Cotten, fundador de una empresa dedicada al intercambio de criptomonedas, murió misteriosamente durante un viaje a India hace un año. Esto provocó sospechas en más de uno, ya que Cotten era el único que tenía acceso a los más de 190 millones de dólares en Bitcoin de múltiples inversionistas.

Hoy la historia ha tomado un giro inesperado, ya que los afectados han solicitado que se exhume el cuerpo del empresario de 30 años, enterrado en Canadá. De acuerdo con CoinDesk, una carta enviada por la firma de abogados Miller Thomson pide a la Policía Montada de Canadá que realice una autopsia al cuerpo de Cotten.

El propósito de esta carta es solicitar, en nombre de los Usuarios Afectados, que la Real Policía Montada de Canadá ('RCMP') realice una exhumación y una autopsia post mortem en el cuerpo de Gerald Cotten para confirmar tanto su identidad como la causa de la muerte, dadas las circunstancias cuestionables que rodean la muerte del Sr. Cotten y las pérdidas significativas de los usuarios afectados.

Cotten murió en India bajo circunstancias misteriosas

Gerald Cotten (c) Foto Bloomberg

El modo en que murió el dueño de QuadrigaCX no ha quedado del todo claro y el hecho de comunicar el suceso con un mes de diferencia enfureció a aquellos que invirtieron en su empresa. Los datos oficiales indican que Cotten falleció el 8 de diciembre de 2018 a causa de complicaciones de la enfermedad de Crohn.

Lo anterior resulta difícil de creer debido a que ocurrió en India, un país en donde es posible obtener un certificado de muerte apócrifo por unos cuantos dólares. Esto ha provocado que más de uno intente sacar provecho fingiendo su muerte, siendo uno de los casos más sonados el del empresario Sanjay Kumar, quien en 2011 quiso defraudar a una compañía de seguros para saldar sus deudas.

El hecho de mantener en secreto la muerte de Cotten durante un mes permitió que hubiera depósitos, mas no retiros. Una investigación posterior reveló que las billeteras de QuadrigaCX estaban vacías y que las criptomonedas se transfirieron a otras bolsas. También se dijo que Cotten pudo haber utilizado Bitcoins de Quadriga para comerciar con otras criptomonedas de pequeña capitalización.

La viuda del empresario dice estar "desconsolada" por la solicitud de exhumar el cuerpo y realizar la autopsia, ya no queda claro cómo ayudaría a recuperar los activos de los socios. Lo cierto es que, ante un certificado de defunción mal escrito y un médico indio que no tiene claro cómo murió Cotten, resultan más que evidentes las sospechas.

👇 Más en Hipertextual