Ford entra de lleno en el mundo del vehículo eléctrico con el nuevo Mustang Mach-E, un SUV de casi 500 kilómetros de autonomía que busca convertirse en la punta de la lanza de la nueva estrategia ecológica del fabricante norteamericano.

Ford comercializará múltiples variantes de su primer vehículo eléctrico. La más económica de ellas, a la que han bautizado como "Select", parte de 43.895 dólares, se puede configurar con un sistema de tracción trasera y a las cuatro ruedas, monta una batería de 75,7 kWh de capacidad y llegará a los concesionarios en primavera de 2021, según el fabricante. La versión con tracción trasera será capaz de recorrer hasta 370 kilómetros por carga (bajo el ciclo EPA) y podrá pasar de 0 a 100 km/h en unos seis o siete segundos. La variante con tracción integral rebaja la autonomía hasta los 337 kilómetros pero promete pasar de 0 a 100 km/h un poco más rápido: entre cinco y seis segundos.

A finales de 2020, Ford también comercializará una versión "Premium" del Mustang Mach-E, con un precio base de 50.600 dólares. Esta se podrá configurar con una batería de capacidad estándar (75,7 kWh) o una de rango extendido (98,8 kWh). Las autonomías y los tiempos de aceleración estimados son los siguientes:

  • Mustang Mach-E Premium con batería estándar (75,7 kWh) y tracción trasera: hasta 370 kilómetros de autonomía y una aceleración de 0 a 100 km/h inferior a siete segundos.
  • Mustang Mach-E Premium con batería estándar (75,7 kWh) y tracción integral: hasta 337 kilómetros de autonomía y una aceleración de 0 a 100 km/h inferior a seis segundos.
  • Mustang Mach-E Premium con batería de rango extendido (98,8 kWh) y tracción trasera: hasta 482 kilómetros de autonomía y una aceleración de 0 a 100 km/h inferior a siete segundos.
  • Mustang Mach-E Premium con batería de rango extendido (98,8 kWh) y tracción integral: hasta 434 kilómetros de autonomía y una aceleración de 0 a 100 km/h inferior a seis segundos.

Ford también comercializará una versión GT del Mustang Mach-E, con un precio base de 60.500 dólares y diversos retoques estéticos –como una parrilla frontal metálica– que le diferencian visualmente del resto de opciones. Esta ofrece una autonomía de 402 kilómetros, cuenta con tracción integral y acelera de 0 a 100 km/h en menos de cuatro segundos. Para lograrlo, Ford ha incorporado dos motores de 210 kW de potencia, a diferencia del resto de versiones con tracción integral, que montan un motor de 210 kW (eje trasero) y otro de 50 kW (eje delantero).

La compañía también ofrecerá otras dos variantes del Mustang Mach-E: First Edition (434 km de autonomía bajo ciclo EPA, tracción integral y un precio base de 59.900 dólares) y California Route (482 km de autonomía bajo ciclo EPA, tracción trasera y un precio base de 52.400 dólares). La variante First Edition, como su propio nombre deja entrever, será una versión especial de la que se fabricarán unidades limitadas. Contará con pedales de aluminio cepillado, pinzas de freno rojas y se podrá adquirir en un color azul exclusivo que el fabricante no ofertará con el resto de versiones del Mach-E.

Más allá de las motorizaciones y las baterías, el Mustang Mach-E cuenta con múltiples elementos diferenciales respecto a otros modelos de la marca. Entre ellos destaca la pantalla de 15 pulgadas que domina la consola central –y que recuerda a la del Tesla Model 3 en algunos sentidos–, el sistema de carga rápida (capaz de alcanzar un máximo de 115 o 150 kW de potencia, dependiendo de la versión adquirida) y el asistente de conducción CoPilot 360, el cual, según Ford, será capaz en algún momento de conducir autónomamente el vehículo en autopistas.

El Mustang Mach-E será el primer vehículo en montar la plataforma Ford Sync 4, compatible con Apple CarPlay y Android Auto de forma inalámbrica. Su interfaz ha sido rediseñada y alberga todos los controles del vehículo, desde la reproducción de música hasta el climatizador. De hecho, el interior del Mustang Mach-E destaca por la ausencia de botones, algo que también caracteriza a otros vehículos eléctricos como el Tesla Model X.

Los consumidores podrán montar en este Mach-E múltiples elementos adicionales, como un techo solar o un equipo de sonido de B&O. El fabricante, de hecho, ha creado un "configurador" online que permite diseñar y observar todas las opciones posibles de este nuevo vehículo, el cual llegará al mercado a partir del último trimestre de 2020.

👇 Más en Hipertextual