Sigma ha anunciado su nueva cámara fp, la cual se autoproclama como la mirrorless más pequeña y ligera del mundo. Con un cuerpo de apenas 370 g que mide 11,3 x 7 x 4,5 cm, es una de las cámaras de bolsillo más versátiles.

En términos de especificaciones, la Sigma fp cuenta con un sensor CMOS Bayer de 35 mm full frame que ofrece 24,6 megapíxeles efectivos. Esta cámara es compatible con objetivos de montura L, por lo que podrán utilizarse lentes fabricados por Leica, Panasonic o la misma Sigma.

La Sigma fp tiene un rango ISO 100-25600 (expandible a 6-102400), ofrece soporte para HDR en foto y video, así como la posibilidad de crear Cinemagraphs, que son imágenes estáticas en las que solo una parte es animada. También hay captura en secuencia a 18 fotogramas por segundo.

El cuerpo sustituye el disparador mecánico por uno completamente electrónico. De acuerdo con el fabricante, ofrece una variedad de ventajas como poder tomar fotos en cualquier lugar sin preocuparse por el ruido o vibraciones

La cámara soporta grabación de video UHD 4K/24p de 12 bits y un modo Director para una visualización previa y ajuste. En la parte posterior se ofrece una pantalla táctil LCD de 3,2 pulgadas que ocupa gran parte del espacio, aunque hay algunos botones físicos para acceder al menú de configuración y otros controles de la cámara.

Existe una conexión USB 3.1, así como entrada para micrófono y disparador externo y un puerto HDMI. La Sigma fp es compatible con múltiples accesorios como flash, adaptadores para montar lentes de Canon y otros fabricantes, soportes para tener mejor estabilidad al grabar video, así como también entrada estándar para trípode.

La Sigma fp estará disponible en otoño de este año, aunque no especificó el precio sugerido.