Los Eternos son una de las grandes apuestas de Marvel para la cuarta fase de su universo cinematográfico con un reparto de primer nivel incluyendo a Angelina Jolie, Richard Madden, Chloé Zhao, Salma Hayek, Kumail Nanjiani entre otros.

Pero aunque el anuncio oficial de la película tiene unos pocos días y que no los veremos hasta el 6 de noviembre de 2020, resulta que fueron introducidos a las audiencias ¡en 2014! durante Guardianes de la Galaxia.

Considerando que se trata de la franquicia cinematográfica más popular y rentable de la historia, nada queda a la suerte y todo está extremadamente bien calculado. No debería sorprendernos.

Los Eternos son una raza de superhumanos, una rama separada del proceso evolutivo que creó vida inteligente en la Tierra. Pero fueron unos extraterrestres llamados los Celestiales quienes ramificaron dicho desarrollo con el objetivo de proteger la Tierra.

No es claro si en el Universo Cinematográfico de Marvel esa historia de origen, que corresponde a los cómics, se respetará. Pero la realidad es que en Guardianes de la Galaxia hay una escena importante donde se muestra cómo uno de los Celestiales usa la Gema de Poder para eliminar todo rastro de vida en un planeta.

Dicha escena contextualiza el poder que tiene la piedra —recordemos que Thanos encarga su búsqueda a Ronan y es el conflicto principal de la película— pero también sirve para explicar Knowhere (Sapiencial), que es, de hecho, la cabeza decapitada de un Celestial que deriva en el espacio.

En los cómics es un observatorio científico y cruce de caminos interdimensional, pero en la película es donde vive el Coleccionista y donde Corporación Tivan está haciendo trabajos de minería del tejido celular del Celestial.

Para saber si la raza alienígena es la responsable de la creación de los Eternos y aparecen en su película de origen, vamos a tener que esperar hasta noviembre de 2020 cuando se estrene.

👇 Más en Hipertextual