Quedan pocas horas para que un cohete Falcon 9 despegue con 60 satélites de la misión **Starlink que se pondrán en órbita para iniciar el despliegue del plan de **SpaceX**, la empresa aeroespacial fundada por **Elon Musk**, con el cual se ofrecerá conexión a internet de alta velocidad a todo el mundo.

Esta, de lejos, no es la primera iniciativa de ofrecer conexión usando satélites, es una tecnología que venimos usando, sobre todo en países donde no llegaban cables submarinos, desde los 90s, pero siempre fue lenta, problemática y cara.

Amazon también está haciendo esfuerzos similares, con un despliegue a futuro de hasta 3.000 satélites con los que se pretende ofrecer conexiones de banda ancha a prácticamente todos los rincones del planeta. OneWeb, quienes recibieron una inversión de 1.250 millones de dólares para producir satélites de similares características en masa, lanzarán 30 mensuales a partir del cuarto trimestre de 2019. Aseguran que con 650 en órbita podrán ofrecer su servicio global.

La propuesta de Musk tiene una diferencia técnica importante: latencia de menos de 25 milisegundos lo cual significaría una calidad de servicio similar al 4G o conexiones de fibra óptica en casa. Los 60 satélites que lanzará SpaceX serán los primeros de miles con los cuales se pretende cumplir el sueño de tener conexión de alta velocidad y alta calidad en cualquier lugar de la Tierra.

Pero con el despliegue de los 60 primeros satélites no será suficiente para ofrecerlo. SpaceX ya explicó previamente que requieren de al menos 800 para poder ofertar servicio comercial —aún no se han revelado precios— y eso llegará en 2020 como pronto y 2021 como tarde.

SpaceX pretende desplegar 12.000 satélites para 2024 y la aprobación que obtuvieron por parte de la Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos (FCC) vino con un compromiso de que al menos el 6.000 ya estén en órbita para ese año.

El lanzamiento de los sesenta 60 primeros satélites podrá ser visto a través de una transmisión online en directo desde este mismo artículo a partir de las 4:30, madrugada del jueves de España o 21:30 de la noche del miércoles en México: