En días anteriores, la Academia anunció tres cambios en la estructura de su premiación. Uno tiene que ver con la duración de la emisión televisiva, el otro en la fecha de entrega de estatuillas y, por último, a caso el más polémico de todos: una nueva categoría, la de mejor película popular.

A falta de más detalles se ha hablado mucho sobre los criterios de esta nueva categoría en los premios Óscar. ¿Lo decidirá el público, se tomará en cuenta el ingreso de taquilla o la calificación de la crítica?

Con esto en mente repasemos algunas cintas que podrían haber ganado en la categoría a mejor película popular de haber existido entonces. Para ello retomamos el ejercicio realizado en Variety, en donde se tomaron los siguientes criterios: $100 millones de taquilla doméstica, 80% en Metacritic y al menos 90% en Rotten Tomatoes. No sobra decir que nosotros no incluimos las películas animadas como en el artículo original pues consideramos que la categoría de mejor película de animación es de gran prestigio, por lo que esta clase de producciones no necesitan competir en otras como en la ya existente de mejor película o en la nueva, película popular.

'Star Trek'

Taquilla: 2,577 millones
Metacritic: 82%
Rotten Tomatoes 94%

J.J. Abrams estrenó en 2009 la undécima película de la franquicia y lo hizo por la puerta grande. El reboot de la saga tuvo muy buena acogida y tan sólo en su primer día en cines recaudó 4 millones. Esta cinta no fue ignorada por la Academia, obtuvo cuatro nominaciones en: efectos visuales, edición, sonido y maquillaje; de las cuales se llevó esta última. De haber existido la categoría película popular con seguridad se la habría llevado ese año.

'Harry Potter: las reliquias de la muerte 2'

Taquilla: 381 millones
Metacritic: 81%
Rotten Tomatoes: 96%

La última entrega de la enorme franquicia de Harry Potter fue estrenada en 2011. Su éxito y popularidad son innegables pero ¿esto basta para llevarse un Óscar?, para la categoría en cuestión puede que sí. La cinta dirigida por David Yates fue nominada a mejor dirección de arte, efectos visuales y maquillaje. En los premios BAFTA fue ganadora de efectos visuales y como mejor película en los BAFTA Children's Award.

'Skyfall'

Taquilla: 304.3 millones
Metacritic: 81%
Rotten Tomatoes: 92%

En los Óscar de 2013 con seguridad Skyfall habría sido la ganadora en la categoría de película popular. Se trató de todo un hito en la franquicia y en las cintas denominadas blockbusters. Tuvo cinco nominaciones: edición de sonido, música original, fotografía, edición de sonido y mejor canción; se llevó a casa estas dos últimas. En los BAFTA fue reconocida en la categoría a mejor película británica.

'Creed'

Taquilla: 109.7 millones
Metacritic: 82%
Rotten Tomatoes: 95%

El título que se desprende de la franquicia Rocky dirigido por Ryan Coogler fue nominada a los premios Óscar en una sola categoría: mejor actor de reparto para Sylvester Stallone. Entonces la Academia se vio sumida en una avalancha de críticas, por esta y otras decisiones —que a penas va logrando disipar— por ser "demasiado blanca". En esta cinta se nota la preferencia de la Academia pues ni el protagonista, Adonis Johnson, ni el director, Ryan Coogler, fueron reconocidos por su gran trabajo.

'Star Wars: el despertar de la fuerza'

Taquilla: 936.6 millones
Metacritic: 81%
Rotten Tomatoes: 93%

En diciembre de 2015 nadie hablaba de otra cosa que no fuera la cinta que abría el camino a una nueva era de la franquicia de Star Wars. Además de los números que consiguió en taquilla, la aceptación en general era innegable, por tal motivo se especuló si la cinta de J.J. Abrams llegaría las grandes categorías de los Óscar del 2016. La respuesta fue negativa y, aunque fue nominada a mejor edición, música original, edición de sonido, mezcla de sonido y efectos visuales, no se llevó ninguna estatuilla a casa. No nos queda duda de que habría ganado la categoría película popular.

'Baby Driver'

Taquilla: 107.8 millones
Metacritic: 86%
Rotten Tomatoes: 93%

Escrita y dirigida por Edgar Wright, esta cinta de 2017 fue nominada a mejor edición, mezcla de sonido y edición de sonido. Sin embargo, sí que volvió a poner el tema sobre la mesa: el por qué las películas de acción, irreverentes, de crimen, thrillers o de horror no llegaban a competir en las grandes categorías de los Óscar.

La justicia de una categoría

Es cierto que lo anterior sólo es un pequeño ejercicio para reconocer a las películas que de una u otra forma se quedaron en el camino de los premios Óscar, cuando a todas luces merecían mucho más que reconocimiento en aspectos técnicos. La nueva categoría "películas populares" no compone todos los problemas de la Academia —si es que esto es posible— pero sí que da oportunidad a otras cintas a figurar por su trascendencia en el público.

Falta saber los criterios de selección y de adjudicación del Óscar para esta categoría. Es complejo dar gusto a todos y, más que nada, ser justos con todas las producciones, que, si lo analizamos, es prácticamente imposible. Lo que sí se puede aspirar es a que la ceremonia sea divertida, entretenida y se aleje cada vez más de sus viejos vicios.