HTC demuestra que sigue vivita y coleando y presenta hoy su nuevo buque insignia, el HTC U12+, que llega para dar el relevo al que fue uno de los mejores teléfonos del pasado año, el U11. Con prácticamente todos los detalles filtrados hace unos días, solo quedaba que la firma taiwanesa los confirmase y los hiciera públicos oficialmente, cosa que ha sucedido en el día de hoy.

Siendo de los pocos fabricantes de Android que deciden no doblegarse a la tiranía del notch, HTC intenta así dar aún más fuerza a una identidad propia para que esta haga las veces de argumento de venta. Identidad que se puede ver también, por ejemplo, en el caso de la implementación de los bordes y los botones sensibles a la presión, que no deja de ser un añadido diferencial respecto al resto de fabricantes. Pero como estas características por sí solas no son suficientes, vienen acompañadas en esta ocasiones de un diseño y especificaciones internas que redondean la apuesta.

'Flagship' en todos los sentidos

El HTC U12+, como buque insignia que es, llega con una estética renovada para dejar atrás los grandes marcos que bordean al panel e incluye las últimas tecnologías que todo smartphone premium ha de tener.

HTC U12+
Dimensiones 156,6 x 73,9 x 8,7 mm
Peso 188 g
Pantalla LCD 6" 2880 x 1440 - 537 ppi
SoC Snapdragon 845
Capacidad 64 GB
RAM 6 GB
Cámara principal 12 MP f1.7 + 16 MP f2.6
Cámara secundaria 8 MP + 8 MP f2.0
Batería 3.500 mAh
Resistencia al agua o polvo Sí. IP68
Desbloqueo Facial / Lector de huellas trasero

Tan atractivo es por dentro como por fuera, incluyendo novedades como el nuevo procesador Snapdragon 845 de Qualcomm, el mejor acompañante posible para un terminal Android. Desagrada ver que la única opción comercializada en Europa será aquella que incluye 64 GB de almacenamiento, los cuales serán insuficientes para muchos, aunque son ampliables hasta los 2 TB mediante microSD. Los 6 GB de RAM deberían aportar una fluidez suficiente al HTC U12+ para llevar a cabo cualquier tarea sin dificultades.

En un momento donde la cámara es un argumento de venta omnipresente en todas las gamas, HTC empaqueta una doble lente tanto en la cámara trasera como en la delantera para proporcionar el efecto desenfocado o modo retrato que da como resultado las llamativas imágenes que ya todos conocemos. Además, proporcionará la posibilidad de realizar fotografías en doble aumento sin pérdida de calidad o grabar vídeo en 4K a 60 fps, entre otras bondades. Si han hecho los deberes, esta puede ser una de las mejores cámaras en smartphones del año, algo que veremos en el pertinente análisis completo del terminal.

La carga rápida para su batería de 3.500 mAh, su resistencia al agua y la implementación del desbloqueo facial terminan conformar una apuesta notable con la que la compañía busca seguir manteniendo la compostura durante un año más. Por si alguien se lo estaba preguntando: no, no hay jack de 3,5 milímetros.

En cuanto al precio y modelos, HTC comercializará en España únicamente un único modelo en cuanto a almacenamiento y RAM, siendo estas de 64 y 6 GB, respectivamente. Llegará a finales de junio en dos colores (Ceramic Black y Translucent Blue) por 799 euros.